Estas aquí =>

A petición de empresarios se retrasa reforma tributaria

El vicepresidente de la República, Hugo Velázquez, anunció este martes que el Ejecutivo acepta con buena voluntad retrasar la presentación de la reforma tributaria que prepara, a petición de varias patronales, con el objetivo de encontrar el mejor consenso con los empresarios.

Velázquez informó a los medios tras reunirse con el presidente, Mario Abdo Benítez, de que los gremios empresariales del país, que se reunieron hoy en la sede de la patronal ganadera, la Asociación Rural del Paraguay (ARP), solicitaron al Gobierno retrasar un mes la presentación en el Congreso del proyecto de ley de reforma tributaria, que tenía previsto realizar la semana próxima.

Los empresarios rechazan cualquier subida de impuestos y piden que se aborde en las negociaciones aspectos relacionados con la mejora en la calidad del gasto, según indicó el vocero presidencial en una conferencia de prensa en el Palacio de Gobierno de Asunción.

La tramitación de la norma, que estaba prevista para este mes de abril, ya fue aplazada hasta el próximo 16 de mayo, fecha que ahora queda en el aire ante el pedido de otra prórroga realizada por los empresarios, cuya extensión deberán negociar con el ministro de Hacienda, Benigno López, y las autoridades del Congreso, según señaló Velázquez.

El portavoz gubernamental señaló que la petición de los empresarios indica el deseo del sector privado de lograr un acuerdo consensuado y subrayó que ese consenso ya existe en la mayor cantidad de puntos de la reforma.

La reforma que prepara el Ejecutivo junto con los empresarios no realizará un cambio sustancial en el sistema impositivo del país, sino que tratará de «modernizarlo» según indicaron fuentes de la cartera fiscal recientemente, ya que mantendrá las bases impositivas en torno al 10 % actual.

El cambio normativo prevé la unificación de algunas tasas y abrir la puerta a un futuro alza de los impuestos especiales. Por esa vía, la Secretaría de Estado de Tributación (SET) estima que los ingresos tributarios de Paraguay se eleven en torno a un 1 % del producto interno bruto (PIB), 400 millones de dólares más anuales, sin nuevos impuestos y sin subir los existentes.

Tal vez te interese...

¿Que opinas?