Estas aquí =>

El FC Barcelona derrota 3-0 al Real Madrid a domicilio y sentencia quizá La Liga

Para el equipo blanco era una final, empezaban el partido a once puntos del puntero y era la oportunidad de acercarse, teniendo en cuenta que el blaugrana no había perdido ningún partido de la primera rueda. Locales, campeones del mundo y frente a una afición que les ha visto ganarlo todo, incluso dos Champions League seguidas y dos Mundialitos.

Enfrente, el Barcelona, que sin Neymar y también sin Dembele, ha cosechado mejores resultados que en mucho tiempo, incluso teniéndolo antes al astro brasileño. Y es que su entrenador, Ernesto Valverde ha encontrado un rendimiento equilibrado que le permitió sacar mucha diferencia a sus perseguidores y no perder ante ninguno de ellos.

El partido había empezado de la mejor manera para el equipo blanco, como lo había imaginado Cristiano Ronaldo que al minuto uno ya tuvo una chance que terminó dentro de los tres palos, sin embargo fue anulado por fuera de lugar. Luego de eso el partido fue de los porteros, el tico Keylor Navas en el arco blanco y el alemán Marc André Ter-Stegen en el arco blaugrana, fueron murallas que no permitieron que los atacantes desequilibren el marcador tras ambos equipos generar varias situaciones, y fue así que ambos llegaron 0-0 al finalizar el primer tiempo.

El segundo tiempo iba a ser un partido distinto, el Barcelona que no es un equipo que se dedique a contragolpear, encontró un espacio. A lo que muchos consideran una mala decisión del entrenador francés del Madrid de poner en el equipo a Mateo Kovacic en vez de Isco, con quien ha ganado todo le costó y mucho, pues el croata literalmente le hizo un pasillo a su compatriota Ivan Rakitic. Quien rompió el partido con pase a Sergi Roberto, y este asistió al killer uruguayo, que al marcar el primer gol de El Clásico llegó a 10 goles en el actual torneo.

El partido siguió y fue lo que se podría considerar un baño futbolístico del equipo visitante pues el Madrid no pudo reaccionar y la cosa fue peor, cuando en una jugada bastante enredada, Carvajal para evitar la debacle de su equipo sacándola de su arco con la mano, pero el árbitro lo vio clarísimo y le mostró la roja directa. Era la oportunidad de Messi de convertir su gol número 54 del año y así fue, y al igual que la última vez que jugaron por Liga en el Bernabeu, el Barcelona se encaminaba a una victoria que casi terminaba con La Liga pues dejaba al Madrid a 14 puntos.

En la última del partido, apareció el mejor de todos para asistir una vez más a Suárez, quien la dejó pasar y llegó Aleix Vidal, para sentenciar definitivamente el partido, hundir más aún la moral del local y así aportar en la victoria que se concretó. Con esto el Barcelona ganó su tercer clásico consecutivo de La Liga jugando de visita y así ser el campeón de invierno.

 

Tal vez te interese...

¿Que opinas?