Estas aquí =>

Indert pagó dos veces por las mismas obras

Cerca de G. 3.000 millones fueron dilapidados por el Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (Indert) al pagar 2 veces por las mismas obras. En el 2014, adjudicó la construcción de sistemas de agua en localidades de San Pedro, y luego en 2015, vía ONG, entregó recursos para los mismos proyectos en esos lugares.

pago indeEl “negocio” de los pozos de la administración actual del Indert, quien lo lleva adelante Justo Cárdenas, no acaba en la repartija de más de US$ 20 millones entre dudosas ONG, que nadie sabe donde fueron a parar. Ahora, salta que previamente, Cárdenas ya había pagado por obras similares, lo que representa un daño para el patrimonio del Estado.

De acuerdo con los documentos obtenidos a través del portal de Contrataciones Públicas, en el año 2014, el ente rural adjudicó varios contratos para instalar sistemas de agua potable en asentamientos de San Pedro. Eso fue a través de la licitación 272944/14. Al año siguiente, el Indert volvió a desembolsar millones por la construcción de sistemas de agua, pero esta vez, con la intermediación de las dudosas ONG. En al menos tres casos, se repiten los proyectos por los que ya se habían pagado.

Si tomamos estos tres sistemas de agua potable en particular, para los asentamientos San Miguel Mboi’y (distrito de 25 de Diciembre), Toro Piru (Guayaybí) y Felipe Osorio (Santa Rosa del Aguaray), vemos que la administración de Cárdenas pagó más de G. 1.040 millones, a las empresas de María Luisa Esteche Setrini, Carlos Javier Domínguez Sánchez y Roxana Gaona Zaldívar.

Después, volvió a desembolsar por los mismos proyectos la suma de G. 1.949 millones (casi el doble), a las ONG denominadas Reseda Poty, presidida por Patricia Karina Ozorio; Asociación Avancemos, fundada por Cynthia Rossana Sugastti López; y Asociación Alto Forrest, de Verónica Coronel Nakagawa.

Tal vez te interese...

¿Que opinas?