Estas aquí =>

Luego de atentar contra su vida, finalmente falleció el ex mandatario peruano García

La muerte del expresidente peruano Alan García, quien este miércoles se disparó en la cabeza cuando iba a ser detenido por supuestos delitos de corrupción, ha conmocionado a Perú y agrava el impacto de la crisis generada por el caso Odebrecht.

García falleció a los 69 años, mientras era operado en el Hospital de Emergencias Casimiro Ulloa, de Lima, de las graves heridas causadas por el disparo que se dio cuando policías y fiscales llegaron a su casa con una orden de detención en su contra.

Esa orden se emitió a pedido del fiscal José Domingo Pérez después de que este domingo se difundiera que Odebrecht, en el marco del acuerdo de colaboración que mantiene con la Justicia peruana, reveló que el exsecretario presidencial Luis Nava, y su hijo José Nava, recibieron 4 millones de dólares de la empresa para lograr el contrato de construcción de la Línea 1 del Metro de Lima.

Alan García fue ingresado en medio de una gran confusión en el centro médico a donde fue trasladado por la Policía que fue a detenerlo a su casa.

El director del hospital, Enrique Gutiérrez, señaló que el exgobernante presentaba un disparo de arma de fuego con orificio de entrada y salida en el cráneo y que todos los médicos del Casimiro Ulloa participaron en la operación que intentó salvarle la vida.

Un comunicado posterior del nosocomio detalló que García murió a las 10:05 horas (15:05 GMT), tras haber recibido el diagnóstico de un traumatismo cráneo encefálico grave por proyectil de arma de fuego y hemorragia incontrolable de base de cráneo.

Su deceso se produjo producto de una hemorragia cerebral masiva por proyectil de arma de fuego y paro cardiorrespiratorio, señaló el comunicado antes de expresar las condolencias a los familiares.

Su muerte, además de haber consternado a los peruanos, sembró la incertidumbre sobre la situación política en el país y el impacto del caso Odebrecht, debido a las acusaciones de representantes del Partido Aprista Peruano (PAP), que lideraba el expresidente, contra la Fiscalía, medios de comunicación y el Gobierno.

El congresista aprista Mauricio Mulder declaró que esta tragedia es la concreción de todo un mecanismo de persecución y búsqueda de popularidad enfermiza por parte de algunas personas imbuidas de poder que quieren pasar a la historia como carceleros.

La historia de sus biografías quedará escrita en páginas muy escondidas y letras muy pequeñas, agregó.

Por su parte, el excanciller Luis Gonzales Posada acusó a la Fiscalía de querer apresar arbitrariamente a políticos sin un debido proceso, y la excongresista y exministra del Interior Mercedes Cabanillas coincidió en acusar al Ministerio Público de abusar de su autonomía para perseguir a personajes como García.

Tras conocerse la situación, grupos de militantes apristas llegaron hasta las afueras del hospital y protagonizaron algunos altercados con la Policía mientras acusaban a la Fiscalía y a medios de comunicación de haber presionado a García con sus denuncias.

Ante la confusión generada por el trágico suceso, el ministro del Interior, Carlos Morán, defendió la actuación de las autoridades y detalló que la detención fue ordenada por el juez José Luis Chávez, del Tercer Juzgado Nacional de Investigación Preparatoria.

El ministro relató que el operativo estuvo a cargo del fiscal Henry Amenábar y un grupo de agentes que se identificaron ante García y le informaron que iba a ser arrestado.

El exmandatario pidió entonces un momento para hacer una llamada a su abogado y subió a su habitación, en el segundo piso, de su vivienda, donde se encerró y a los pocos minutos se escuchó un disparo de arma de fuego.

La Policía forzó la puerta y encontró a García en posición sentada y con una herida en la cabeza, detalló Morán.

El ministro explicó que el exgobernante fue trasladado de inmediato al hospital y dijo que la intervención de la Policía se ha apegado a protocolos establecidos, apoyada en una diligencia ordenada por un juez en el marco de un caso emblemático como es el de Odebrecht.

Junto a García, también se ordenó la detención de Luis Nava, secretario presidencial bajo el Gobierno del líder del Partido Aprista, y Miguel Atala, ambos estrechos colaboradores del expresidente y señalados como sus testaferros.

Leer mas...

Ex presidente del Perú intenta suicidarse cuando tenía que ser detenido

El ex presidente Alan García fue trasladado desde su casa en Lima hasta un hospital de emergencias minutos después de que llegaran agentes de la policía para proceder con su detención preliminar por un caso que lo envuelve con la constructora Odebrech.

Alan García fue internado en el hospital Casimiro Ulloa tras su detención por agentes de la División de Investigación de delitos de Alta Complejidad luego que el Poder Judicial aprobara el pedido de la fiscalía para detenerlo por un plazo de 10 días.

Fuentes señalaron que el ex presidente se disparó en la cabeza y está siendo sometido a una intervención quirúrgica de emergencia. Poco después, Erasmo Reyna, abogado de Alan García, afirmó que el ex mandatario tomó la decisión de dispararse y dijo que su situación es delicada. Rogamos a Dios que le dé la fortaleza, expresó.

Eran las 6:25 am aproximadamente se apersonó un equipo de la policía con un pedido de allanamiento a su domicilio. Luego el equipo escolta le pide al ex presidente que baje porque había una orden de detención en su contra. Añadieron que se comunicó con sus abogados y se escuchó un disparo.

También trascendió que la policía logró detener preliminarmente a Luis Nava, ex secretario general de Presidencia de Alan García, y Miguel Atala, ex vicepresidente de Petroperú.

Leer mas...

Uruguay dice «no» a Alan García, ex presidente de Perú

Montevideo.-El jefe de Estado uruguayo, Tabaré Vázquez, negó el pedido de asilo al expresidente peruano, Alan García (1985-1990, 2006-2011), por considerar que no hay persecución política.

“No hemos concedido el pedido de asilo, entre otras cosas, por los elementos jurídicos mencionados y también porque en Perú funcionan autónomamente y libremente los tres poderes del Estado”, dijo el presidente uruguayo en una rueda de prensa.

Por su parte, el canciller uruguayo Rodolfo Nin Novoa señaló que “el Gobierno de Uruguay ha considerado que las investigaciones judiciales contra el expresidente Alan García no constituyen persecución política”.Sputnik.

Alan García enfrenta causas en la justicia por enriquecimiento ilítico, lavado de dinero, entre otros supuestos hechos punibles dados durante su permanencia en el poder.

Leer mas...

Alan García, ex presidente de Perú, pidió asilo político a Uruguay

El expresidente de Perú, Alan García, ha pedido asilo político a Uruguay, según ha informado el Ministerio de Relaciones Exteriores peruano. El exmandatario ha presentado la solicitud en la Embajada uruguaya en Lima.

«El Ministerio de Relaciones Exteriores hace de conocimiento de la opinión pública que el Embajador de la República Oriental del Uruguay le comunicó esta mañana que el ex presidente del Perú Alan García Pérez ingresó en horas de la noche de ayer a su residencia», reza el comunicado de la Cancillería peruana.

El impedimento de salida del país

Pocas horas antes, el Segundo Juzgado de Investigación Preparatoria del Sistema Nacional Anticorrupción aceptó el pedido del Ministerio Público y dictó el impedimento de salida del país contra Alan García por un plazo de 18 meses.

Según dictaminó del Poder Judicial, García no puede abandonar el país mientras continúen las investigaciones en su contra en el marco del caso Odebrecht. El expresidente peruano es investigado por colusión agravada y lavado de activos .

Previo a la audiencia sobre el impedimento de salida del país en su contra, Alan García aseveró a través de su cuenta de Twitter que está en paz con su conciencia. «A todo el país le digo que tengo en paz mi conciencia. Ni me vendí ni nada pedí. Creo en la historia y en la gloria del aprismo que es mi única riqueza», escribió García.

Además, el político agregó que «las investigaciones deben hacerse sin odios ni humillación» y sin testimonios comprados. «Hoy hacen escándalo, mañana no tendrán prueba», apuntó el expresidente peruano.

Tras la decisión del Poder Judicial, Alan García aseguró: «Nos allanamos para que nadie piense que ocultamos algo. Y para mí no es una sanción estar 18 meses en mi patria y apoyar al Aprismo».

Leer mas...