Estas aquí =>

En Roma, primera dama aborda políticas de nutrición en la sede de la FAO

La primera dama de Paraguay, Silvana López Moreira, abordó en la Organización de la ONU para la Alimentación y la Agricultura (FAO) cuestiones como la nutrición infantil o la situación de los pueblos indígenas.

Durante su visita a Roma, la esposa del presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez, acudió a la sede de la FAO, donde se entrevistó con responsables y técnicos de la agencia. Allí explicó que tienen pensando servirse de la experiencia de esa organización con los pueblos indígenas para ahorrarse mucho tiempo y equivocaciones, de forma que se puedan lograr grandes cambios en el país.

Sabemos las necesidades y el abandono que esa gente ha sufrido todos estos años y queremos ser agradecidos, dignificar a los pueblos originarios para que formen también ellos parte de todo lo que es la economía nacional, subrayó la señora del presidente.

Abdo Benítez, en el cargo desde el pasado 15 de agosto, se ha comprometido a dar una atención especial a los pueblos indígenas de Paraguay, cuya población asciende a unas 120.000 personas, el 76 % de las cuales vive en situación de pobreza extrema debido sobre todo a la expropiación de sus tierras.

López Moreira, que a través de su oficina busca promover el cuidado de la niñez y el empoderamiento de la mujer, aseguró también que están trabajando para asegurar la alimentación durante los primeros mil días de vida de los niños, una etapa fundamental para su posterior desarrollo.

Añadió que hay que enseñar a las madres a alimentar a sus niños y aprovechar con ese fin los recursos existentes en sus comunidades, impulsando iniciativas como los microcréditos para financiar la construcción de huertas en los hogares.

Según cifras de la ONU, el 5,6 % de los menores de cinco años sufren retrasos en el crecimiento por desnutrición en el país sudamericano, mientras que el 11,2 % de la población pasa hambre.

La primera dama acompañó en su viaje a Italia a Abdo Benítez, que hoy conversó con el papa Francisco en una reunión en el Vaticano sobre la lucha contra la pobreza, la corrupción y el narcotráfico, entre otros asuntos.

Leer mas...

La importancia de los carbohidratos en la alimentación de tu hijo

Uno de los alimentos primordiales en la alimentación de los niños es el hidrato de carbono o carbohidrato. Una fuente de energía necesaria para el ritmo de vida de los más pequeños.

Pero no todos los hidratos de carbono son buenos, según explica la licenciada Lorena Chaves. Existen simples y complejos, y estos últimos son los que más se adecuan a las necesidades de los niños.

Los niños necesitan de los carbohidratos saludables en sus dietas para mantener la producción de energía y el crecimiento normal. El truco es alimentar a tu hijo con carbohidratos saludables en lugar de los dañinos, como refrescos y postres. Por supuesto, para que entiendas mejor te explicamos en esta entrevista con la especialista en nutrición.

¿A que llamamos Carbohidratos? 

Son compuestos orgánicos que se encuentran en los alimentos en forma de azúcares simples y de almidones, constituyen la mayor fuente de energía en la alimentación permitiendo al ser humano desarrollar todas sus actividades diarias.

¿Cómo se presenta los hidratos de carbono en la alimentación?

En la alimentación los hidratos de carbono se presentan como disacáridos (sacarosa, lactosa, maltosa) o polímeros de monosacáridos (glucosa, galactosa, fructosa). Los monosacáridos son componentes menores de la dieta normal

¿En qué alimentos encontramos los carbohidratos?

Los carbohidratos se encuentran principalmente en alimentos con almidón como granos, cereales, batatas, papas, frutas y lácteos. Otros alimentos como vegetales, nueces y semillas contienen carbohidratos pero en cantidades menores. También se encuentran en los productos que contienen azúcar en su composición como dulces, postres y gaseosas.

¿Cuáles son los carbohidratos que deben comer los niños? 

En los primeros 4 a 6 meses de vida es la lactosa, contenida en la leche materna, el único hidrato de carbono ingerido con la alimentación. Los hidratos de carbono simples, presentes en las frutas, son adecuados como primer elección de alimento, ya que la sacarasa (enzima que actúa en su digestión), también está presente desde el nacimiento. Sólo a partir del cuarto mes de vida el niño es capaz de digerir determinada cantidad de almidón (carbohidratos complejos).

¿Son muy importantes para los niños? 

Los hidratos de carbono son los nutrientes que aportan la mayor parte de la energía en la dieta del lactante. Los únicos tejidos que son dependientes exclusivamente de glucosa para su metabolismo son los glóbulos rojos y el sistema nervioso central. Los carbohidratos cumplen funciones energéticas, son el combustible del cerebro y del sistema nervioso, y responsables del ahorro de proteínas o la regulación de las grasas. Gracias a los hidratos de carbono los niños realizan sus funciones orgánicas, físicas y psicológicas.

¿Existe una cantidad necesaria para el consumo de los carbo, en la alimentación diaria del niño? 

Se debe aportar en la alimentación entre el 50% a 55% de las calorías totales como carbohidratos complejos.

¿Qué pasa cuando no se cubre este requerimiento? 

Su adecuado aporte evitará que se produzcan cuerpos cetónicos (compuestos químicos provenientes de la cetogénesis, donde las grasas de cuerpo son utilizadas como fuente de energía). Por otro lado, la ingesta elevada de carbohidratos se almacenará como glucógeno, en el músculo e hígado, o como triglicéridos, en el tejido adiposo.

¿Cómo puedo incorporar los carbohidratos en una dieta saludable?

Se incorporan a través de panificados integrales, frutas, vegetales, papa, batata, legumbres, arroz, harina de maíz, avena, fideo, leche, yogur, quesos. Si se trata del niño, tener en cuenta las edades en que deben ser integradas a la alimentación los almidones.

Diferencias entre hidratos de carbono simples y complejos 

Hidratos de Carbono simples: son aquellos azúcares simples que solo aportan calorías y casi nada de otros nutrientes. Se absorben rápidamente por el organismo, donde se obtiene energía en forma casi instantánea. Se encuentran en los dulces, el azúcar blanco, el azúcar moreno las mieles, la fruta y la leche.

Hidratos de Carbono complejos: son aquellos que en el organismo se desdoblan lentamente en
forma de azúcar para ser digerido, por lo que actúan en forma de energía de reserva para el organismo. Se encuentran principalmente en ciertas verduras (remolacha, poroto manteca, arvejas y porotos frescos), legumbres secas (lentejas, garbanzos, soja, porotos), tubérculos (mandioca, papa, batata), cereales (trigo, maíz, arroz, avena, centeno, cebada), así como en sus derivados (harina, almidón, fideos y panificados).

¿Qué frutas contienen carbohidratos? 

Todas las frutas contienen carbohidratos en forma de fibra y fructosa.

¿Qué es la fibra alimentaria?

La fibra alimentaria es la parte comestible de las frutas, verduras, legumbres y cereales que nuestro intestino delgado es incapaz de digerir y absorber, porque no cuenta con las enzimas necesarias para procesarla. Incluye hidratos de carbono no digeribles, lignina y otras sustancias.

¿Cuánta fibra se recomienda en los niños? 

El aporte aumentado de fibra en la dieta de niños menores de 2 años interviene en la correcta absorción de ciertos minerales como el calcio, hierro y zinc. Por lo tanto, se recomienda menos de 1 gramo por 100 gramos de alimento. La recomendación de fibra dietética a partir de los 2 años de edad es de 5 gr/kg/día, sin sobrepasar los 25 gr/día

 

 

 

Leer mas...

¿Tu hijo no quiere comer verduras? ¡Cambia de estrategia!

Si tienes chicos cerca sabrás que a muchos de ellos es casi imposible darles verdura, y esto es algo que suele preocupar bastante a los padres y todos sabemos lo importante que es la verdura en la alimentación, y que es importante que a los niños desde pequeños se les acostumbre a comer de forma saludable.

Sin embargo, a la mayoría de los niños les causa bastante rechazo la verdura, por lo que los padres se desesperan, piensan que sus hijos no comen de forma adecuada y que jamás les van a gustar las verduras, llegando a recurrir a chantajes “o te comes las espinacas o no juegas”, ¿te suena?.

Si es tu caso, no te desesperes. Aunque no lo creas, es normal que los niños rechacen las verduras, como explica en esta nota la licenciada Adriana Vargas y asegura que hay formas de conseguir que esto cambie, así que paciencia.

La licenciada explicó que existe una etapa propia de los niños, a partir que empiezan a adquirir mayor autonomía e inician con el rechazo de los alimentos nuevos, como el rechazo de frutas y verduras, al que se le denomina neofobia.

Esta etapa se puede superar en la medida en que los adultos tengan constancia, insistir en la prueba de alimentos, “no porque una vez nuestros hijos no comieron quiere decir que no le gusta ”, el secreto esta en la insistencia y sobre todo ser ejemplos a la hora de consumir frutas y verduras, dijo la nutricionista.

¿Que se puede hacer para que los niños consuman las frutas y verduras?

Lo que sugiero para que puedan consumir estos alimentos, o para que aprendan es la repetición, presentarles una y otra vez esa comida, ya que esta comprobado que los niños necesitan probar entre 15 a 90 veces para que les empiece a agradar un nuevo sabor, por lo cual requiere de mucha paciencia por parte de los adultos. En este caso, como estrategia podríamos usar alimentos que a ellos les guste como un vehículo a consumir las verduras,  por ejemplo usar queso, fideos y añadir las verduras entre ellos.

Es importante no ocultar las verduras en las preparaciones, triturándolas o licuandolas para que el niño no las vea o añadiendo productos que enmascaren su sabor. Si preparas un potaje con verduras no se las tritures o machaques para que no las vea y se las coma, presentale tal y como es, y que él decida si se las come o las deja. Si las deja, ya buscaremos otra forma de que las coma.

 

¿Que daño puede causar el bajo consumo de frutas y verduras?

Los problemas que puede causar el bajo consumo de frutas y verduras es estreñimiento, falta de vitaminas y minerales, falta de fibras ademas de enfermedades como la diabetes.

¿Existe una cantidad establecida para el consumo de las mismas por día?

Hay una campaña que se llama “5 al día ” que promueve el consumo de 2 a 3 frutas y 2 porciones de verduras diariamente. Y esa seria la cantidad necesaria que debe consumir un niño por día.

Otras alternativas y estrategias para el consumo de frutas y verduras:

Los jugos no reemplazan a las frutas y las verduras, la idea es que el consumo de estos alimentos sean ingeridos enteras y la bebida principal siempre debe ser el agua, indicó La licenciada Vargas.

Otro consejo es que debes intentar presentarle las verduras de forma divertida, e incluirlas en platos que les gusten, como un plato de pasta con verduras, una pizza casera con muchas verduras, hacerles dibujitos y formas con ellas, eso le abrirá los ojos y por ende el apetito, por los colores.

No hay que obligar a los niños a comer, ni verduras ni nada, se debe respetar su decisión y sus sensaciones de hambre y saciedad, y si se niegan a comer verdura hay que buscar alternativas y formas para que las tomen, pero nunca obligarles a comerlas por la fuerza.

Aunque su actitud de rechazo puede perturbar la comida y resultar verdaderamente molesto, sin contar con la impresión de tener que ceder ante el poder del niño, no vale la pena enojarse ante un hijo inapetente. Su salud es importante, sin embargo, en este caso esta no debe ser la fuente principal de nuestra preocupación, sino las causas de esa actitud frente a la comida.

Leer mas...

Cuida la alimentación de tu bebé, principalmente hasta los dos años

La alimentación de los niños según la edad es una preocupación para las madres y principalmente para las que son primerizas, a esta situación se suman los mitos que se tejen sobre cuando introducir los alimentos sólidos a la dieta del bebé. Esta es una adaptación que culmina cuando el niño puede sentarse a la mesa a comer con el resto de la familia.

La comida, sus colores, texturas y sabores son parte de los muchos descubrimientos que hará el bebé en los primeros años de vida. Hasta los 6 meses debe ingerir leche materna solamente y a partir de ahí iniciar el consumo de líquidos en vasito e integrar cereales, vegetales y frutas como papilla. Recién desde el séptimo al noveno mes de vida se puede incluir carnes (pollo, res, ovino), yogurt, queso, recomiendan desde el Ministerio de Salud.

Luego de 9 a 12 meses, se debe continuar dando leche materna, más alimentos mojados y en pedacitos. Además de alimentos anteriores, a esta edad ya se pueden dar las siguientes frutas tales como Naranja, mandarina y toronja, uva, piña, cereza y tomate. Llegado el año de vida, el niño puede comer todo lo que coma la familia, siempre cuidando su sistema digestivo.

La Lic. Rosalba Canela, jefa del departamento de Promoción Nutricional del INAN, explicó que existen dos guías que fueron implementadas en Paraguay a partir del año 2003 y posteriormente fueron actualizadas en los años 2013 al 2015, a través de validaciones llevadas a cabo con técnicos y la población, y cuyo objetivo es mejorar la nutrición de las personas y prevenir enfermedades crónicas no transmisibles. Así también, fueron agregadas en el plan curricular del Ministerio de Educación.

Por ello, el departamento de Promoción Nutricional realizó  una jornada de actualización de Guías Alimentarias del Paraguay, con el fin de actualizar los mensajes a los profesionales de la Salud y que éstos se encarguen de difundir en los ámbitos de intervención que corresponden. En la ocasión, participaron 16 profesionales médicos y nutricionistas procedentes de Villarrica, Misiones, Coronel Oviedo y Pedro Juan Caballero.

Leer mas...

Claves de una buena alimentación para mejorar la hipertensión

En la actualidad, muchas personas en Paraguay tienen hipertensión y algunas de ellas están sin diagnosticar. Aunque es una enfermedad tratable y que se puede controlar, si no se siguen las recomendaciones del médico, el paciente puede llegar a tener complicaciones graves, como un infarto.

Una de las principales medidas que se pueden seguir para vigilar y mantener bajo control esta patología es cuidar la alimentación, tal y como indica la Licenciada Lorena Chaves, quien  indica que la dieta del paciente hipertenso debe ser variada, rica en frutas y verduras, lácteos bajos en grasa y pobre en sal.

La presión arterial es una medición de la fuerza ejercida contra las paredes de las arterias a medida que el corazón bombea sangre a su cuerpo. Hipertensión es el término que se utiliza para describir la presión arterial alta, según explicó la licenciada.

¿Cuáles serían los valores que indicarían una presión arterial alta?

Una medición de la presión que arrojase como resultado:
-Presión Arterial Sistólica: 130 a 139 y Presión Arterial Diastólica: 85 a 89 (13/8) ya indicaría
una prehipertensión o presión arterial normal alta.
-Presión Arterial Sistólica: 140 a 159 y Presión Arterial Diastólica: 90 a 99 (14/9) ya indicaría
una Hipertensión Grado 1 (Leve).
-Presión Arterial Sistólica: 160 a 179 y Presión Arterial Diastólica: 100 a 109 (16/10) ya
indicaría una Hipertensión de Grado 2 (Moderada).
-Presión Arterial Sistólica: mayor o igual a 180 y Presión Arterial Diastólica: mayor o igual a 110
(18/11) ya indicaría Hipertensión grado 3 (Grave).

¿Presenta algún tipo de síntoma adicional?

La hipertensión maligna es una forma peligrosa de presión arterial muy alta. Los síntomas incluyen: Dolor de cabeza fuerte; Náuseas o vómitos; Confusión; Cambios en la visión; Sangrado nasal.

¿Qué alimentos se debe evitar  ?

Evitar las aguas mineralizadas en general y en especial las que provengan de zonas montañosas. Limitar el consumo de leche y yogur que también contienen sodio. Evitar los quesos muy maduros y su consumo excesivo, incluso los que dicen no contener sal, contiene el sodio de la leche.

Limitar el consumo de manteca y margarina, preferir las que no contengan sal. No consumir fiambres, embutidos, chacinados y todos los productos en conserva o enlatados, todos tienen cantidades elevadísimas de sal como conservante. Entre las hortalizas evitar el apio, escarola, acelga y espinaca, la remolacha y todas las hortalizas enlatadas. Los panificados en general contienen mucho sodio para ayudar a su conservación, por lo tanto se deben evitar, salvo que la etiqueta indique “sin sal”. Evitar las frutas enlatadas, los jugos de frutas envasados o concentrados o los néctares que contienen citratos de sodio. No se permiten bebidas alcohólicas. Evitar el café.

¿Cuál es su relación con la diabetes?

Con el tiempo, el nivel alto de glucosa en la sangre que resulta de la diabetes puede dañar los vasos sanguíneos y los nervios que controlan el corazón y los vasos sanguíneos. La presión arterial alta o el colesterol alto son factores independientes que junto con la diabetes aumentan la posibilidad de tener una enfermedad del corazón o un ataque cerebral.

¿Qué alimentos son recomendados?

El Arroz, la manzana, café descafeinado, infusiones claras (manzanilla, boldo, anís), 1 a 2 huevos por día, 1 taza de leche descremada, 1 yogur descremado pequeño, preferir los quesos blancos y frescos, agua mineral baja en sodio, jugo de limón, edulcorantes 100% ka´a he´e y sucralosa (líquidos), panificados hechos en el hogar sin adición de sal.

¿En qué medida favorece al paciente una dieta baja en sal?

La dieta baja en sal tiene un efecto “hipotensor” y el efecto de la reducción de sodio sobre la presión arterial, es mayor en hipertensos, diabéticos, pacientes con enfermedad renal y en la raza negra.

¿Existe la sensibilidad a la sal? 

Si, la sensibilidad a la sal se define como la respuesta en los individuos normotensos o hipertensos, de un ascenso tensional mayor a las 10 mmHg. Sólo aproximadamente un 40% a 50% de los casos de hipertensión, son considerados “sodio-sensibles”, dándose esta prevalencia especialmente en las personas de mayor edad. En los normotensos se observa una sensibilidad a la sal en aproximadamente el 26% de los casos.

 ¿Existe una relación directa entre obesidad o hipertensión?
La obesidad es una enfermedad crónica, considerada un factor de riesgo importante en el desarrollo de enfermedad coronaria, hipertensión, insuficiencia y fallo renal.

El 70% de los casos de hipertensión (HTA) en el hombre y 61% en mujeres, son atribuibles a exceso de adiposidad, con aumento promedio de presión sistólica de 4,5 mmHg por cada 5 kg de aumento de peso, según el estudio Framingham.

El exceso de grasa abdominal, es decir de la grasa en el vientre o alrededor de la cintura, puede aumentar su probabilidad de tener enfermedades del corazón y se relaciona con concentraciones de insulina altas en ayunas y con aumento en la incidencia de DM tipo 2.
Tiene un exceso de grasa abdominal si su cintura mide:
– más de 102 cm si es hombre
–  más de 88 cm si es mujer

 ¿Cómo afecta el hábito de fumar a la presión arterial?

Fumar produce un aumento transitorio, durante 15 minutos, de la tensión arterial, probablemente por estimulación simpática central, con aumento de catecolaminas. También se deberá evitar el tabaquismo pasivo (estar cerca de un fumador, respirar el humo) dado que aumenta el riesgo coronario y otras enfermedades vinculadas.

¿Qué condimentos son los que se debe evitar?

Principalmente la sal de mesa, cubitos de caldo comunes, mayonesa, salsa golf, kétchup, mostaza preparada, salsa de tomate envasada, sal de ajo, apio, cebolla, extracto de carne, salsa de soja, sacarina sódica (en los edulcorantes), aceitunas, palmitos (todo lo que sea envasado).

¿Existe una cantidad de porcentaje de sodio que puede consumir el paciente por día?

Hay un mínimo de sal que puede indicarse, porque en general el organismo logra regular su propio balance, con 1 gr de sal común (400 mg de sodio) se logra mantener el equilibrio y se permite mayor elasticidad en la selección de alimentos y una alimentación más apetecible.

El nivel de restricción sódica debe figurar en la prescripción dietética y dependerá del estado y de la gravedad del paciente recordando que muchos alimentos contienen sodio además de la sal de mesa.

La dieta DASH para la hipertensión arterial, ¿de qué se trata?

La dieta Dash representa una alimentación saludable, basada en frutas, verduras, cereales, lácteos descremados, ácidos grasos mono-insaturados, pescado, aves, nueces, y es por ende pobre en grasas saturadas, carnes rojas, bebidas azucaradas y dulces. Tienen un efecto antihipertensivo independiente del consumo de sodio y del descenso de peso. Produce un descenso promedio de la PAS/PAD de 5,5/3,5 mmHg desde las dos semanas de su
implementación.

Con fuerte evidencia se ha demostrado que su implementación con dieta hiposódica aumenta el efecto antihipertensivo.

Recomendación:

  • Su proveedor de atención médica puede remitirlo a un nutricionista, quien puede ayudarlo a crear un plan de comidas saludables.
  • Pregunte cuál debe ser su presión arterial ideal.

 

 

Leer mas...

Todo lo que debes saber de alimentación antes y durante el embarazo

Si estás programando quedarte embarazada, debes prestar un especial cuidado a tu alimentación. La etapa de la pre concepción es muy importante, y sirve para prepararte para concebir a tu futuro bebé en las mejores condiciones posibles. Por eso, además de llevar una vida activa y saludable, libre de hábitos nocivos, como el tabaco y el alcohol, es fundamental que cuides tu alimentación más que nunca.

¿Sabías que el tipo de alimentación, tus condiciones de salud y de peso, tus hábitos y factores externos, como la contaminación, pueden influir notablemente en tus posibilidades de concebir un hijo? ¿Sabías que, incluso, existe un menú ideal, con unos alimentos concretos, para favorecer la concepción de un niño o una niña?.

Entrevistamos a la Licenciada en nutrición Ingrid Poka, quien en exclusiva en esta nota te explica lo qué debes comer, y qué evitar, para que tu sueño de quedar embarazada se cumpla lo antes posible. Una orientación acerca de las vitaminas y los minerales que no deben faltar en tu dieta diaria, con el fin de evitar las posibles carencias que pueden obstaculizar la concepción, y que también serán muy importantes durante las primeras etapas de la gestación.

¿Que alimentación es la que debe tener la mujer antes del embarazo?

Si una mujer desea embarazarse debe consumir todos los nutrientes esenciales como carbohidratos (frutas, verduras ) proteínas (carnes magras del reino animal) grasas saludables (del reino vegetal), para estar bien nutrida al momento de concebir y así poseer todos los nutrientes que el bebé necesitará al momento de quedar embarazada.

¿Alimentación balanceada y el embarazo van de la mano?

Hay que tener en cuenta que no es conveniente hacer dieta durante el embarazo para reducir esos kilos de más, ya que el organismo, al adelgazar, produce unas sustancias denominadas cuerpos cetónicos, que atraviesan la placenta y afectan el desarrollo normal del bebé. En los nueve meses de gestación es vital la ganancia de peso para permitir el óptimo crecimiento del feto, obviamente, en la proporción adecuada.

¿Que vitamina se recomienda consumir?

Lo ideal es que las mujeres embarazadas tomen durante la dulce espera suplementos vitamínicos como el hierro, ácido fólico y yodo, y que incrementen la ingesta de otros nutrientes importantes como el calcio, el zinc y las vitaminas A, C y D, que normalmente no se obtienen en suficientes cantidades mediante una dieta habitual.

¿Porque es tan importante el ácido fólico antes y durante de la gestación ?

El ácido fólico, también conocido como folato o folacina, es una de las vitaminas del grupo B. Es importante durante el embarazo porque ayuda a prevenir los defectos congénitos relacionados con el cerebro y la médula espinal.

Se recomienda que toda mujer que planee quedar embarazada tome un suplemento vitamínico diario que contenga 400 microgramos de ácido fólico. Una vez que la mujer sepa que esta embarazada es recomendable que aumente la cantidad de ácido fólico a 600 mcg diarios. Pero además de tomar el suplemento, es importante que la alimentación contenga muchos alimentos ricos en folatos, como cereales, arroz y pastas fortificados con ácido fólico, tortillas de grano integral, lentejas, frijoles, brócoli, espinacas, espárragos, jugo de pomelo y  de piña, entre otros alimentos.

¿Existe un peso ideal para llegar a la concepción?

El peso ideal para quedar embarazada no existe. Ya que cada mujer es un mundo, no se puede definir un peso estándar para todas. Sin embargo, sí se recomienda tener un indice de masa corporal que caiga dentro del rango de lo “normal”, es decir no presentar sobrepeso, ni peso bajo. Esto es importante ya que ayudará a no tener complicaciones durante el embarazo.

¿Que alimentos se deberían consumir luego de que el resultado dio positivo?

Al enterarte del embarazo lo ideal es tratar de hacer una dieta sana para ayudarle a desarrollarse bien al bebé. Puede que de momento no se tenga mucho apetito, sobre todo si han estado padeciendo las náuseas típicas del embarazo. En ese caso, es aún más importante que lo poco que coma sea lo más sano posible. Una alimentación saludable no sólo le brindará más energía, sino que le aportará al bebé los nutrientes que necesita. Algo que ayuda a combatir las náuseas y el cansancio son las comidas ligeras y frecuentes, así como beber líquidos a menudo. Y aunque hayan escuchado que se debe de comer por dos, no quiere decir que tiene que comer el doble. De hecho, durante el primer trimestre no se necesita aumentar el consumo de calorías.

¿Que alimentos se deben evitar antes y durante el embarazo?

Lo más importante es no añadir demasiada sal a los alimentos a la hora de cocinarlos. Cocinar a la plancha es una de las formas más saludables de preparar los alimentos, especialmente para carnes y verduras pues conservan sus valores nutricionales sin necesidad de aceites añadidos. Igual que al vapor, ideal para pescados y verduras.

Cuando se cocine al horno hay que controlar la cantidad de aceite y grasas que se añadan al alimento. Las frituras conviene restringirlas a una vez por semana y siempre en aceite de oliva.

Evitar la carne de caza porque es muy difícil de digerir y produce muchos desechos metabólicos.

Reducir el consumo de dulces, refrescos, golosinas, bollería y grasa. Su consumo debe ser esporádico. También reducir el consumo de café e infusiones.

Eliminar el consumo de alcohol de la dieta de la embarazada.

¿Que cuidados debe tener la madre para no padecer diabetes gestacional?

Tener una alimentación adecuada. Mantener una dieta balanceada es muy importante para la salud, tanto de la madre como del feto. La nutrición debe depender del peso, altura, y actividad de la gestante. Los alimentos deben ser variados y adaptados para cada embarazo. Una dieta equilibrada representa la mejor ayuda para prevenir esta enfermedad.

Recomendaciones

Hacer ejercicios, tener una rutina diaria moderada ayudará a la madre a controlar el peso. Además, aumentará su energía y disminuirá los molestos dolores de espalda. Una alternativa es caminar, nadar o hacer yoga durante 30 minutos.

Ir al doctor. Tener un control  antes y durante el embarazo es muy importante, allí podrás consultar todas las inquietudes. Dependiendo de cómo resulten las cosas, el doctor practicará pruebas para seguir los niveles de la glucemia en la sangre y la glucosa.

 

 

 

 

 

Leer mas...

Preocupa aumento de niños y adolescentes obesos en el mundo

El número de niños y adolescentes obesos en el mundo se multiplicó por 10 en los últimos 40 años y este crecimiento se está acelerando en los países de ingresos bajos y medios, mostró un estudio publicado esta semana.

La obesidad de niños y adolescentes se estabilizó en Estados Unidos, el norte de Europa y otros países ricos pero se mantiene inaceptablemente alta, dijeron investigadores del Imperial College London y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En unos 40 años pasamos de unos 11 millones a unos 120 millones de niños y adolescentes obesos en todo el mundo, dijo Majid Ezzati, del Imperial’s School of Public Health y líder del estudio, en una rueda de prensa.

Esto significa que casi un 8 por ciento de los niños y un 6 por ciento de las niñas a nivel mundial eran obesas en 2016, frente a menos de un 1 por ciento en ambos casos en 1975.

Otros 213 millones de niños de entre 5 y 19 años tenían sobrepeso el año pasado pero estaban por debajo del umbral de la obesidad, de acuerdo con mayor estudio de la historia sobre el tema, cuya muestra fueron 129 millones de personas.

Los investigadores pidieron una mejor nutrición en el hogar y la escuela, y más ejercicio para prevenir que una generación se convierta en adulta corriendo un gran riesgo de sufrir diabetes, enfermedades coronarias o cáncer debido al sobrepeso.

Etiquetas que muestren con claridad la cantidad de sal, azúcar y grasas en los alimentos son necesarias para ayudar a los consumidores a tomar decisiones sanas, según el estudio.

Sudáfrica, México y Egipto, que hace cuatro décadas tenían muy bajos niveles de obesidad, ahora están entre los países con las mayores tasas de obesidad entre las niñas, entre un 20 y un 25 por ciento, sostuvo Ezzati.

La experiencia en el sudeste de Asia y América Latina y el Caribe muestra que la transición de bajo peso a sobrepeso y obesidad puede ser rápida, destaca el estudio.

Si la tendencia actual se mantiene, en 2022 habrán más niños y adolescentes obesos que aquellos que están bajo el peso normal, que ahora suman 192 millones, la mitad en India, de acuerdo al estudio.

Entre los países con altos ingresos, Estados Unidos mostró las mayores tasas de obesidad entre las niñas y los niños, con un 19,5 por ciento y un 23,3 por ciento, respectivamente.

Leer mas...