Estas aquí =>

Más de 2.000 familias desplazadas por las lluvias según la SEN

Unas 2.060 familias se han visto obligadas a trasladarse a refugios temporales en diferentes puntos del país debido a las copiosas lluvias que han provocado inundaciones en la última semana, informó hoy sábado la Secretaría Nacional de Emergencia (SEN).

Las constantes tormentas que desde hace casi una semana caen en la zona del Gran Asunción, terminaron provocando el desbordamiento de algunos ríos y arroyos, lo que obligó a la SEN a habilitar en las últimas horas varios refugios temporales para alojar a las familias afectadas, especialmente en las ciudades de Limpio en el departamento Central y Remansito, en el departamento de Presidente Hayes.

En este sitio del Bajo Chaco, la SEN informó de que al menos unas 160 familias se alojan desde la noche del viernes en 4 albergues y están recibiendo insumos humanitarios, mientras que en Limpio se contabilizaron unas 600 personas que fueron evacuadas de varios asentamientos de viviendas precarias, a un albergue habilitado por las autoridades.

El titular de la SEN, Joaquín Roa, afirmó hoy a los medios que hasta la fecha, la institución ha enviado 2.500 kilos de alimentos, 700 colchones y 1.000 carpas para los afectados.

Roa recibió este sábado en la sede del organismo en Asunción al presidente de la República, Mario Abdo Benítez, quien aseguró que acudía a hacer un seguimiento a los trabajos para paliar las consecuencias del temporal.

Asimismo, Roa explicó que ya han sido asistidas al cien por cien, lo que equivale a un total de 72 familias, en las localidades de Luque, Areguá y Capiatá, todas ellas en el área metropolitana de Asunción, donde las lluvias provocaron el viernes el caos circulatorio en algunas zonas en las que las calles se inundaron.

Aseguró que este sábado las condiciones volvieron a la normalidad en el hospital Calle’i de San Lorenzo, en el que parte de sus instalaciones resultaron inundadas por el desborde del arroyo San Lorenzo, en la madrugada del viernes, que obligó a evacuar a cinco enfermos y trasladarlos a otros hospitales. El agua fue achicada con bombas de la SEN y el Ministerio de Salud acometió las medidas sanitarias para restablecer el servicio, según Roa.

Mientras la situación se normaliza en el área central del país, la atención de la SEN se traslada al norte, donde la masa tormentosa se está trasladando y afectará, según Roa a los departamentos de San Pedro, Concepción y Amambay, en el que ya se ha desbordado un río.

Roa informó de que ya se han posicionado insumos en esas áreas y también en el Chaco paraguayo y en el departamento de Alto Paraná, por lo que añadió que estamos en condiciones de dar una respuesta inmediata a los daños que se puedan producir.

Leer mas...

Primera dama lanza campaña de recolección de alimentos para desplazados por la crecida

La oficina de la Primera Dama de Paraguay, Silvana López Moreira de Abdo, lanzó una campaña solidaria con el objetivo de recolectar alimentos de carácter no perecedero para las familias afectadas por las inundaciones, que en Asunción suman 7.500, antes de que llegue la Navidad.

La mayor parte de esos desplazados en Asunción por la crecida del río Paraguay se encuentran en 108 refugios, ubicados en plazas públicas y predios militares de la capital.

Todo lo que se pueda donar será muy importante para estas personas que lo perdieron todo, expresó a los medios la esposa del presidente, Mario Abdo Benítez, durante el acto de presentación de la campaña, en la residencia presidencial.

La Junta Municipal de la capital paraguaya declaró a finales de octubre la ciudad en estado de emergencia integral durante 90 días, debido al elevado nivel del río y a las negativas previsiones meteorológicas.

La crecida ha afectado principalmente a los barrios ubicados cerca del río, algo que se repite cada años por estas fechas.

Sin embargo, muchas personas todavía se mantienen en la zona, donde el agua acumulada supone una amenaza para su salud, debido que genera criaderos de mosquitos, transmisores de enfermedades como el dengue, el zika o el chikunguña.

Desde la SEN aseguran que la crecida del río Paraguay, que comenzó a principios de octubre, está en proceso de bajar, aunque la mayoría de las familias desalojadas en Asunción tardarán aún en volver a sus hogares, ya que deben esperar a que se retiren las aguas y la zona vuelva a ser habitable.

Leer mas...

Llegan a 600 familias desplazadas por la crecida del río Paraguay

Unas 600 familias que habitan en los conocidos bañados que bordean la ribera del río Paraguay a su paso por Asunción, se han visto obligadas esta semana a abandonar sus precarias viviendas y trasladarse a zonas más altas ante la crecida del cauce provocada por las intensas lluvias.

Precarios cubículos de chapa y madera ocupan ya casi por completo la céntrica plaza de Armas de Asunción, frente a la Catedral Metropolitana, en la que, hasta ahora, se han instalado 150 familias procedentes del cercano bañado de la Chacarita, el más afectado de momento por la crecida, según las autoridades.

Muchas de esas personas abandonaron la plaza hace apenas dos meses, tras otro periodo de inundaciones, y critican tanto la falta de previsión de las autoridades, como el escaso apoyo que reciben al traslado de sus viviendas.

Una de las familias recién llegadas, que aún apilaba sus cosas junto al lugar asignado para ellos por la municipalidad para que levanten su precaria vivienda, lamentaban que se vieron obligados a pagar ellos el transporte por falta de medios de la comuna.

Los damnificados también se mostraron molestos con los medios de comunicación que sólo buscan la imagen y ninguno quiso aportar su versión ante la cámara, ya que, como dijo una vecina anciana, no necesitamos salir en televisión, lo que necesitamos es ayuda.

Por su parte, Marcos Cáceres, asesor del área social de la Municipalidad de Asunción y que trabaja en el realojamiento de las familias de la zona inundada de la Chacarita, aseguró que la crecida no estaba prevista y que ya se encontraban trabajando para poner en condiciones una zona cercana más alta que sirviera de refugio.

Pero no nos dio tiempo en dos meses a hacer todo el trabajo, añadió.

Explicó que las lluvias intensas en la cuenca media del río son las que han provocado una crecida que se estima que alcance los 7 metros de altura hasta diciembre, que obligará a evacuar a aún más gente, ya que a medida que el agua sube por centímetros, hay mayor densidad de población hacia la zona más alta.

Un problema agravado además porque cada vez se ocupan zonas más bajas y eso hace que muy rápidamente empecemos a tener gentes evacuadas, afirmó, y especificó que en 1992 había evacuados a partir de 5,5 metros de crecida y ahora se empieza a evacuar a partir de 3,8 metros.

La Dirección de Meteorología e Hidrología (DMH) informó el jueves que las aguas del río Paraguay a su paso por Asunción alcanzaron los 5,5 metros de altura, frente a los 4 metros que marcó el pasado 1 de octubre.

Ante ese nivel, que las autoridades consideran un punto crítico, el Gobierno aseguró ese día tras una reunión entre el presidente Mario Abdo Benítez y el intendente de la capital, Mario Ferreiro, que trabaja en un plan de contención para asistir a los afectados.

Cáceres prevé que el desplazamiento de los damnificados se alargue durante meses, como es habitual, debido a que el río Paraguay lo es de planicie, entonces sube lento y baja lento y, además, es necesario esperar no a que baje el agua, sino a que la zona esté en condiciones de habitabilidad.

Finalmente, aseguró que desde la intendencia dijeron que están pensando en trabajar ya en soluciones habitacionales definitivas construidas en zonas altas, puesto que ya no hay otra salida porque ya no quedan espacios de relocalización en las zonas más altas de la ciudad.

Por ello, la mayoría de los desplazados construyen sus casas en plazas, parques y veredas de algunas avenidas de la capital paraguaya.

Los bañados de Asunción ocupan 16 kilómetros de las zonas bajas en la ribera del río Paraguay y albergan a aproximadamente 26.000 familias en total, según calculan las autoridades municipales.

Leer mas...

Lluvias llenan el Río Paraguay y sigue la creciente

El nivel del río Paraguay a su paso por Asunción llegó hasta ayer a los 5,84 metros, 6 centímetros más que la su última marca, acrecentado por la fuerte lluvia caída este domingo en la ciudad, donde hay más de 25.000 personas evacuadas por las inundaciones de los Bañados, barrios ribereños aledaños al cauce.

Las autoridades municipales de gestión de riesgos de desastres explicaron en su informaron que realizaron mudanzas de evacuados de varios barrios del Bañado Norte y del Bañado Sur, donde la crecida del río ha afectado a más viviendas.

Estos damnificados están siendo trasladados a predios públicos o militares en los que se han construido precarios chamizos con chapas y maderas para alojar a las personas que tuvieron que abandonar sus casas por la subida del agua.

Además también se procedió a habilitar servicios higiénicos y sanitarios en estos lugares como retretes portátiles o suministro de agua potable a través de camiones cisterna.

La zona más afectada es el Bañado del barrio de Tacumbú, al sur de la ciudad, en donde 2.478 familias han tenido que dejar sus hogares después de que el agua anegara las calles y las casas precarias del lugar, según la Municipalidad.

En la zona del Bañado Norte, algo más de un kilómetro río arriba, 1.871 familias también se han visto afectadas y desplazadas por la subida del río.

En el barrio Ricardo Brugada, conocido como «La Chacarita», en el centro de Asunción, junto a la bahía de la ciudad, han sido 692 familias a las que el agua ha forzado a desplazarse a zonas más elevadas.

Las Junta Municipal de Asunción declaró el pasado miércoles el estado de emergencia en la capital paraguaya por un periodo de 30 días para poder disponer los fondos necesarios, con menos burocracia, para proceder a la compra de los insumos y víveres para los pobladores de los barrios afectados por la suba del agua.

El nivel del agua del río Paraguay ha subido más de 2 metros en enero, una tendencia alcista ininterrumpida que data desde mediados del pasado diciembre.

En diciembre de 2015, las inundaciones en Asunción, asociadas al fenómeno climático de El Niño, obligaron a cerca de 100.000 personas a abandonar sus hogares y trasladarse a precarias casetas de madera construidas en refugios ubicados en espacios públicos.

Leer mas...

Cifra de evacuados sube a 20.000 por inundaciones en Asunción

El nivel del río Paraguay no da tregua y nuevamente subió 2 centímetros a su paso por nuestra capital acentuado por la creciente del caudal, que desde inicios de mes ya registró más de 2 metros y obligó hasta ayer a evacuar a casi 20.000 personas de los bañados y barrios ribereños anegados por el agua, según informó la Municipalidad de la capital.

Luego de 10 días en los que el agua ha aislado parcialmente estas zonas, el río Paraguay ya se encuentra a una altura de 5,72 metros, los vecinos han tenido que desplazarse a lugares más altos donde las autoridades de gestión de desastres han habilitado predios públicos y militares en los que realojar a los damnificados.

La mayoría de los afectados se encuentran ahora en albergues ubicados en estas zonas en los que siguen con la construcción de precarias casas de maderas y chapas.

Aunque no se dará lo mismo que en diciembre de 2015, cuando las inundaciones en Asunción, asociadas al fenómeno climático de “El Niño”, obligaron a cerca de 100.000 personas a abandonar sus hogares y trasladarse a precarias casetas de madera construidas en refugios ubicados en espacios públicos, la situación actual ya es conocida por algunas familias quienes incluso recuerdan que es su cuarto desplazamiento.

Pese a los esfuerzos del Gobierno en dar soluciones a este tipo de problemas como la construcción del Barrio San Francisco en el predio del ex RC4, siguen los problemas de este tipo en cada subida abrupta del principal cauce hídrico del país debido a la falta de planes de reubicación definitiva o planes que saque a las familias afectadas lejos del río y también, pasa por la voluntad de los pobladores de no retornar a las zonas consideradas de inundación.

Leer mas...

Uruguayos también son víctimas de inundaciones

La cifra de desplazados por las inundaciones a causa de las lluvias de las últimas semanas en cuatro departamentos de Uruguay ascendió a 4.694, informó hoy el Sistema Nacional de Emergencias de Uruguay (Sinae). Varias familias se encuentran bajo agua y el Gobierno de este país se encuentra trabajando para ayudar a las personas que actualmente necesitan.

De ese total, 1.359 son evacuadas y 3.335 son autoevacuadas (no necesitaron ayuda oficial), detalló el organismo en su último boletín.

En concreto, de las 4.694 personas desplazadas, 2.688 se encuentran en Salto, 1.619 en Paysandú, 380 en Artigas, todos en el norte, y 7 en Río Negro, en el oeste.

El departamento más afectado por las fuertes lluvias es el de Salto y quienes se encontraban alojados temporalmente en el Hipódromo Municipal de esa localidad fueron trasladadas a otros albergues especialmente acondicionados.

Las autoridades señalaron que las previsiones hidrológicas indican que los caudales del río Uruguay que baña la zona se mantendrán en valores muy elevados durante aproximadamente dos semanas, por lo cual se continuará trabajando para auxiliar a los desplazados.

Leer mas...