Estas aquí =>

Llegan guatemaltecos queriendo llevar genética ganadera del Paraguay

Una delegación del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación de Guatemala se encuentra de visita en Paraguay para conocer el desarrollo del sector agropecuario del país de cara a iniciar las gestiones para importar tecnología genética animal paraguaya a su país.

Con este objetivo, el viceministro de Sanidad Agropecuaria de Agricultura, Byron Acevedo, y su equipo están recorriendo el campo paraguayo para cerrar los acuerdos con los productores locales, informó el Ministerio de Agricultura y Ganadería.

La delegación se desplazó a un establecimiento en el Chaco paraguayo, en el norte del país, para visitar un laboratorio de genética y observar la tecnología de este sector. La gira por el país también contempla reuniones con empresarios de la Asociación Rural del Paraguay y de la Cámara Paraguaya de la Carne.

Durante la jornada de hoy miércoles visitarán varios frigoríficos y seguirán en su búsqueda de genética, esta vez en laboratorios de transferencias de embriones. En la agenda de hoy también incluye conversaciones con autoridades de sanidad animal en el país.

La comitiva guatemalteca concluirá su estancia en Paraguay mañana jueves, en la ciudad de Arroyos y Esteros, en el departamento de Cordillera y después se espera una rueda de prensa para informar de su viaje a Paraguay y de los acuerdos alcanzados.

Guatemala sigue los pasos ecuatorianos al interesarse por la carne paraguaya, ya que Ecuador compra desde 2015 ganado en pie y material genético procedente de Paraguay. Ese año, los dos países cerraron el envío de un total de 12.000 cabezas de ganado en pie a Ecuador para repoblar y mejorar la genética del ganado bovino ecuatoriano.

Nuestro país se destaca por ser uno de los principales productores y exportadores de carne del mundo.

Leer mas...

Cómo funciona el novedoso software argentino para esclarecer delitos

GENis es el software argentino para registro y análisis de perfiles genéticos con fines forenses desarrollado íntegramente en el país.

La herramienta busca coincidencias entre el perfil genético de una muestra de ADN recogida en una escena del crimen con otros perfiles cargados en el sistema.

La herramienta de comparación del perfil genético ha sido concebida para resolver los casos de crímenes más complejos  gracias a las herramientas que nos brinda la ciencia, e identificar restos de desaparecidos y víctimas de accidentes o desastres naturales.

Tamaña tarea tiene en sus manos GENis, el software argentino para registro y análisis de perfiles genéticos con fines forenses desarrollado íntegramente en el país, que comenzó a utilizarse el año pasado en 4 provincias y oficialmente se instalará en otras 14 en el curso de este año. Así, serán 18 las jurisdicciones que tendrán esta herramienta en los laboratorios de los ministerios públicos fiscales.

«El software brinda mayor precisión y agilidad en la investigación de causas penales, incrementa la tasa de resolución de casos criminales y contribuye a identificar restos de desaparecidos y víctimas de desastres, entre otras aplicaciones», explicó Gustavo Sibilla, coordinador general del Proyecto GENis en la Fundación Sadosky, organismo del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva que convocó a una red de actores público-privados para el desarrollo de la herramienta.

Según detalló el experto graduado de Singularity University que además fue funcionario del Ministerio de Seguridad, el ADN es único para cada persona y por tal motivo es una evidencia judicial muy valiosa, «tan revolucionaria como en su momento lo fueron las huellas dactilares». Sin embargo, aclaró que el análisis siempre debe ser contemplado dentro del contexto más amplio de las otras pruebas del caso.

Así funciona GENis

Para explicar el funcionamiento del complejo software, primero los investigadores de la policía recolectan una muestra en la escena del crimen.

Luego, en un laboratorio se cargan los datos de la causa y la información del muestreo. En una tercera etapa, se pasa o «corre» la muestra por un secuenciador para trazar el perfil genético y, acto seguido, se «exporta» a una base de datos que se analiza con el software GENis, de modo tal de buscar coincidencias con otros perfiles cargados en el sistema.

Base de datos genéticos

Una base de datos analiza con el software GENis, para buscar coincidencias con otros perfiles cargados en el sistema. Ariel Chernomoretz, profesor del Departamento de Física de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA es el responsable del motor de GENis y el creador de los algoritmos del software que realiza los análisis estadísticos.

También participó del diseño de la heurística implementada para el «matching» o compatibilidad de los perfiles genéticos. Asi, por ejemplo en el caso de que una muestra coincida con el ADN registrado de un sospechoso, la herramienta utiliza modelos matemáticos para cuantificar la probabilidad de que se trate de un hallazgo por azar o casual.

«Si la probabilidad es muy baja, uno podría pensar que existe una relación causal», agregó Chernomoretz jefe del Laboratorio de Biología de Sistemas Integrativa de la Fundación Instituto Leloir e investigador del CONICET.

GENis es una herramienta madura que cumple con todas las funcionalidades requeridas por los consejos que nuclean a los procuradores y fiscales del país, y ya ha sido utilizado para resolver con éxito una serie de problemas abiertos que la Sociedad Argentina de Genética Forense propuso como ejercicio de validación de prácticas en su último Congreso realizado en Bariloche en 2017. Al mismo tiempo, es un software que evoluciona. «Le estamos sumando nuevas funcionalidades, como, por ejemplo, un módulo de víctimas de desastre, que será de utilidad en accidentes aéreos, explosiones o grandes incendios», indicó Sibilla.

El proyecto GENis acumuló, hasta fines de 2017, una inversión de 10 millones de pesos, provistos en su totalidad por la cartera de ciencia. Para este año, está previsto duplicar esa cifra, por lo que se convertirá en el proyecto de desarrollo más importante en el campo de la bioinformática local.

«Estamos convencidos que GENis redundará en una mejora del funcionamiento de la justicia», precisó Sibilla.

El ministro de Ciencia Lino Barañao, durante un acto en diciembre pasado donde reconoció el desarrollo afirmó: «Es una aplicación efectiva que brinda certezas [judiciales] con tecnología rigurosa. La demanda de justicia es corroborada cotidianamente entre las prioridades de la gente, por lo que el Estado y el sistema científico-tecnológico deben dar respuesta a dicha exigencia».

En el desarrollo de GENis también participaron miembros del sistema científico-tecnológico, como investigadores de CONICET, de la Sociedad Argentina de Genética Forense, de la UBA, de la Asociación Argentina de Bioinformática y Biología Computacional y de la empresa Baufest.

Leer mas...

Paraguay mejora en genética ganadera gracias a Nueva Zelanda

En una entrevista televisada por el canal 14, el viceministro de Ganadería, Marcos Medina, expresó que actualmente el ganado nacional ha ganado confianza en seguridad animal a nivel mundial y gran parte de eso fue debido a la importación de genética ovina desde Nueva Zelanda para poder diversificar los rebaños nacionales.

La idea, según el viceministro, es convertir a Paraguay en una plataforma de producción de alimentos para el mundo. De la entrevista también participó el asesor Político de la Embajada de Nueva Zelanda en Argentina, Alfonso Torres quien reconoció que Paraguay está muy bien posicionado en el tema de la carne, con un importante crecimiento en los últimos diez años y que a pesar que hoy está por debajo de Nueva Zelanda en la producción mundial, no duda que en cualquier momento le va a pasar.

Paraguay y Nueva Zelanda están adheridos en una alianza comercial de productores de carne mundial de más de 20 años, una asociación para hacer frente a los grandes consumidores de la producción cárnica para eliminar los subsidios y de esta forma se genere más mercados competitivos y los países más eficientes puedan vender sus productos.

Nueva Zelanda no solo es carne vacuna, tiene algo que le ha posicionado entre los primeros lugares y es la producción de carne ovina, ocupando el segundo lugar a nivel mundial además de ser la base de su economía. La gran producción de Nueva Zelanda le sirvió encarar  conexiones con el sector privado y ganar mercados. En el caso de Paraguay se ha registrado la importación de ganado en pie ovino para desarrollar el mercado de la carne ovina.

El país ubicado en Oceanía, posee cerca de 26 millones de cabeza de ganado ovino y el camino fue mejorar la genética y la eficiencia en el corte de la faena con tecnología, contó Torres.

Torres destacó las similitudes entre Paraguay y Nueva Zelanda especialmente a lo que se refiere a grandes pasturas. Explicó que se puede aplicar los conocimientos de Nueva Zelanda en Paraguay. Para ello podría darse que estudiantes paraguayos puedan ir a su país para especializarse en tecnología agropecuaria a través de las becas Carlos Antonio López (Becal).

Las becas que promueve el gobierno paraguayo son una manera de transmitir conocimientos, si quieren estudiar maestrías o doctorados en producción agropecuaria, Nueva Zelanda es una opción, es un país que produce lo mismo basado en tecnologías, dijo.

Leer mas...