Estas aquí =>

Motín en la cárcel de Concepción deja un herido

El jefe de Seguridad de la penitenciaría de Concepción, resultó gravemente herido tras ser tomado como rehén, junto a otros tres funcionarios, por un grupo de 20 presos del grupo criminal brasileño Primer Comando Capital (PCC), informó el Ministerio de Justicia. Los integrantes del grupo criminal brasileño ya organizaron un motín en la cárcel de Coronel Oviedo.

El titular de Justicia, Julio Ríos, informó que los cuatro rehenes, que no fueron identificados, ya están en libertad tras haber sido restablecido el orden por la policía y agregó que el jefe de seguridad y fue identificado como Luis Aveiro, el cual resultó muy mal herido fue trasladado a la capital con varios cortes profundos.

Ríos aseguró que los amotinados son un grupo de «20 presos» pertenecientes al PCC, que cumplieron su amenaza contra el Estado paraguayo, en represalia a lo que hace el Gobierno contra el crimen organizado, en referencia a la reciente captura y expulsión a Brasil de uno de los líderes de ese grupo.

Un hecho similar ocurrió la semana pasada en la cárcel regional de Coronel Oviedo, en el departamento de Caaguazú, en el que otro grupo de internos del PCC, secuestraron a un guardia que resultó herido en una situación similar aunque menos violenta.

El ministro reconoció que la presencia de personas de alta peligrosidad pertenecientes al PCC, está minando las penitenciarías, con un alto grado de superpoblación, y reclamó la construcción de nuevas prisiones y de una de máxima seguridad, para internar a ese tipo de reos.

Algunos de ellos son internados en el cuartel policial Agrupación Especializada de Asunción, del que se escaparon, con ayuda de varios agentes, Ximenez y Araújo, y en el que los problemas de seguridad quedaron patentes tras el asesinato de una joven en una celda, cometido por uno de los jefes de otra organización criminal brasileña, el Comando Vermelho, Marcelo Pinheiro, alias «Piloto».

Leer mas...

Supuestas torturas en Emboscada serán investigadas por la Fiscalía

El Ministerio Público inició una investigación sobre las presuntas torturas infringidas por personal penitenciario a internos del penal de Emboscada, con armas de fuego y objetos contundentes. Lesiones graves en los que figura la pérdida de un ojo de un reo, son tomados en cuenta por los agentes fiscales.

Representantes del Ministerio Público se presentaron en el local penitenciario para recopilar evidencias sobre lo ocurrido y registrar los armarios y pertenencias de los guardia cárceles que presuntamente se encuentran implicados en el hecho, así como las grabaciones de seguridad de los lugares y días en los que se habrían cometido estos actos violentos.

Entre los elementos constatados en los armarios de los guardias, pudieron constatar la presencia de un cable grueso de aproximadamente 50 centímetros de largo y tres tipo garrote hechos de material duro que tenían en la punta de cada uno cables finos, dice parte del informe presentado por el Ministerio Público en un comunicado.

Los hechos sucedieron presuntamente en la zona destinada para presos en aislamiento entre el 1 y el 7 de enero, donde habrían ocurrido incidentes entre guardias y presos. Dos de ellos supuestamente habrían recibido por parte de los guardias lesiones en el rostro y el cuerpo, heridas que presumiblemente fueron producto de disparos con armas de fuego y algún elemento contundente, completa el comunicado.

El Ministerio de Justicia maneja números del sistema carcelario que tiene una capacidad para 9.511 presos pero actualmente la población llega hasta los 13.607.

Leer mas...