Estas aquí =>

Bolsonaro demuestra respaldo para Moro en sonado caso de filtraciones

La filtración, durante el fin de semana, de las conversaciones entre el exjuez federal Sergio Moro y los fiscales de la causa Lava Jato le dio aire judicial al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, que cumple una condena en la cárcel por ese caso.

La segunda corte del Supremo Tribunal Federal (STF), la máxima instancia judicial del país, barajó ayer la posibilidad de validar un pedido de habeas corpus de Lula. Aunque no lo validó, resolvió que será discutido en el plenario del tribunal, con fecha a confirmar.

Al mismo tiempo, el presidente ultraderechista Jair Bolsonaro debió salir a respaldar a Moro, su actual ministro de Justicia, a quien recibió en su residencia oficial.

La solicitud del habeas corpus había sido presentada tiempo atrás por los abogados de Lula y no estaba directamente relacionada con la filtración de los documentos y las conversaciones del domingo por el portal The Intercept. Pero su inclusión anteanoche en la agenda del STF, para ser tratada ayer, fue interpretada en los círculos del poder como fruto de esa conmoción.

La defensa de Lula señaló que no se privará, de aquí en adelante, de usar esas conversaciones pirateadas entre los fiscales de la operación anticorrupción Lava Jato entre sí, y con el exjuez Moro, para pedir la anulación de un proceso que desde siempre denunciaron como viciado. De esas conversaciones se desprende que Moro orientó a los fiscales durante la investigación.

Durante la sesión de ayer, la segunda corte del STF, integrada por cinco magistrados, discutió si los abogados de Lula tuvieron un amplio derecho a la defensa cuando su condena fue tratada por el Superior Tribunal de Justicia, en abril pasado. Ese tribunal ratificó la culpabilidad de Lula, pero redujo la condena de más de 12 años de prisión a ocho años y diez meses.

El presidente Bolsonaro, que hizo de Lula uno de los blancos favoritos de sus discursos en la campaña que lo llevó al poder el año pasado, salió por su parte a respaldar a Moro, acusado de haber actuado políticamente para marginar Lula de la vida pública e impedir su regreso al Palacio del Planalto.

Bolsonaro no hizo declaraciones sobre el caso, pero sí utilizó un lenguaje simbólico: recibió a Moro para una reunión privada en su residencia oficial, y luego atravesaron juntos en lancha el lago Paranoá de Brasilia, para una ceremonia en la que el ministro fue condecorado.

Lula, de 73 años, cumple condena por el caso de un departamento en el balneario de Guarujá, que según la condena recibió de una constructora a cambio de facilitar contratos millonarios con la empresa estatal Petrobras.

El expresidente (2003-2010) siempre se declaró inocente y cuestionó la imparcialidad de Moro y del fiscal del Lava Jato, Deltan Dallagnol, quien lo acusó de ser el «cabecilla» de una organización criminal con la que pretendía aferrarse al poder. Esa postura se vio reconfortada por la bomba informativa lanzada por The Intercept.

La verdad se enferma, pero nunca muere, dijo Lula sobre las filtraciones. El expresidente se sintió sorprendido por la rapidez con que la verdad salió a la luz a través de las conversaciones captadas por la prensa y por el elevadísimo grado de promiscuidad entre quien juzga y quien acusa en un mismo proceso, según relató uno de sus abogados, José Roberto Batochio, luego de visitarlo en prisión.

Leer mas...

Macri recibe a Bolsonaro en Buenos Aires

El presidente argentino, Mauricio Macri, recibió en la mañana del jueves a su par brasileño Jair Bolsonaro, quien realiza una visita oficial a Buenos Aires, la primera desde que asumió el poder en enero pasado.

El presidente Mauricio Macri recibió en Casa Rosada a su par brasileño, Jair Bolsonaro. Tras la reunión, el argentino detalló lo que hablaron en la cumbre bilateral y dijo que el Mercosur está llegando a cumplir 30 años y tenemos que focalizarnos en cómo nos incluimos en el mercado mundial, enfatizó. Destacó también que los acuerdos con la Unión Europea, Canadá y Corea van a permitirnos crecimiento industrial y agropecuaria.

Hablamos de la importancia de la lucha contra el narcotráfico. Y de la importancia de la energía renovable, de Vaca Muerta para producir energía barata, enumeró.

Además, tocamos el compromiso que tenemos con la defensa de los Derechos Humanos y la democracia el duro momento que estamos viviendo con nuestros hermanos venezolanes. Vamos a hacer todo lo posible para que se reestablezca la democracia en Venezuela, mencionó el presidente argentino.

A su turno, Bolsonaro dijo: no queremos nuevas Venezuelas en la región, refiriéndose al resurgimiento del socialismo bolivariano en América del Sur.

En el viaje a la República Argentina, junto a Bolsonaro viajaron el jefe de Economía, Paulo Guedes; el de Defensa, Fernando Azevedo; el de Energía, Bento Albuquerque; la ministra de Agricultura Tereza Cristina y el de Ciencia y Tecnología, el astronauta Marcos Pontes.

Se encontraban a su lado, también, dos de sus consejeros más íntimos: el general Augusto Heleno, ministro del Gabinete de Seguridad Institucional y el ministro Jefe de la Casa Civil (coordinador) Onyx Lorenzoni. La comitiva se integró con la primera dama Michelle y el hijo del presidente, Eduardo Bolsonaro, quien a su vez es diputado nacional y presidente de la Comisión de Relaciones de la Cámara Baja.

Al llegar a Buenos Aires, en un acto protocolar, el mandatario brasileño realizó una ofrenda floral en la Plaza San Martín acompañado por el canciller argentino Jorge Faurie, y luego se dirigió a la Casa Rosada para reunirse con Macri.

Bajo el comando del ministro Ernesto Araújo, que ya se encuentra en Buenos Aires, la Cancillería brasileña reforzó el carácter «estratégico» de la alianza con Argentina.

Y una señal de esa relevancia es el hecho de que el presidente Mauricio Macri fue el primer jefe de Estado en ser recibido por el presidente Jair Bolsonaro. La visita a la Argentina va a profundizar la agenda en la que ambos presidentes comenzaron a trabajar en enero, aseguraron. Las áreas donde piensan poner el énfasis son las de integración económica, energía, ciencia y tecnología, defensa y asuntos regionales.

Bolsonaro, permanecerá menos de 24 horas en Buenos Aires.

Leer mas...

Abdo Benítez minimiza críticas contra Bolsonaro sobre Itaipú

El presidente de la República, Mario Abdo Benítez, aseguró que no ve ningún tipo de amenazas en lo que se refiere a la renegociación del Tratado de Itaipú, sobre la hidroeléctrica del mismo nombre y que deberá cerrarse en 2023, porque su relación con su homólogo brasileño, Jair Bolsonaro, es «óptima».

En declaraciones a los medios tras una reunión en el Palacio de Gobierno de Asunción, el jefe del Estado paraguayo reiteró que su relación con Bolsonaro y con su equipo de trabajo es realmente óptima, por lo que la renegociación de Itaipú va a consolidar esa amistad y hermandad entre ambos países.

El objetivo de Paraguay en el proceso negociador de Itaipú es terminar con la obligación de vender a su vecino, a precio de coste, los excedentes de la energía que genera su lado de la presa y que está recogida en el anexo C del acuerdo. Para lograrlo, el Gobierno paraguayo fichó en febrero pasado al economista estadounidense Jeffrey Sachs como uno de sus principales asesores en ese proceso quien, por parte de un miembro de su equipo, ya indicó que el actual tratado no es justo para Paraguay.

La oposición paraguaya mira con recelo las buenas relaciones de Abdo Benítez con Bolsonaro y cree que el mandatario no defenderá los intereses nacionales de Paraguay en la cuestión. Abdo Benítez negó haber abordado la cuestión con Bolsonaro durante su encuentro el pasado 10 de mayo en la fronteriza ciudad brasileña de Foz de Iguazú, donde participaron de la ceremonia de inicio de la construcción de un segundo puente entre ambos países sobre el río Paraná.

En aquella ocasión ambos líderes hicieron gala de su buena sintonía, fundamentada en su posición común contraria al Gobierno venezolano de Nicolás Maduro y a su conexión ideológica, que Bolsonaro remarcó ese día celebrando que en sus respectivos países las viejas ideologías fueron dejadas atrás.

El del pasado viernes fue el tercer encuentro bilateral entre ambos dignatarios desde que Bolsonaro asumió el poder en enero, ya que en marzo pasado Abdo Benítez realizó una visita oficial a su homólogo en Brasilia, donde acordaron reforzar el perfil comercial del Mercosur, el bloque que integran junto a Argentina y Uruguay.

Unos días antes se encontraron en la represa Itaipú con motivo del nombramiento del gerente brasileño de la hidroeléctrica que comparten ambos países.

No obstante, también se vieron en la asunción presidencial de Bolsonaro el primero de enero y el pasado 22 de marzo en Santiago de Chile, en la cumbre de presidentes suramericanos en la que se creó el Foro para el Progreso de América del Sur (Prosur), integrado por Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, Paraguay, Perú y Guyana.

Leer mas...

Bolsonaro trata de “idiotas útiles” a las personas que marcharon por educación

Río de Janeiro.-El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, calificó de “idiotas útiles” a los miles de brasileños que protestaron en unas 200 ciudades contra los recortes de los gastos públicos en la educación.

Fue la mayor manifestación contra el ultraderechista Bolsonaro desde que asumió su mandato.

En declaraciones que concedió a periodistas brasileños en la ciudad estadounidense de Dallas, en donde inició una visita de dos días, el jefe de Estado aseguró que los estudiantes que tomaron las calles este miércoles en todo Brasil son “idiotas útiles” e “imbéciles” al servicio de “una minoría de aprovechados que componen el núcleo de las universidades públicas”.

Según el líder ultraderechista, los “militantes” que participaron en las protestas fueron usados como “masa de maniobra” por funcionarios de las universidades cuyos intereses fueron contrariados.

“Es natural (que protesten), pero la mayoría es militante que no tiene nada en la cabeza, que no sabe responder cuánto es ‘7×8’ ni sabe la fórmula (química) del agua. No saben sobre nada. Son unos idiotas útiles, unos imbéciles, que son usados como masa de maniobra por una minoría aprovechada que compone el núcleo de muchas universidades federales de Brasil”, dijo.

Las manifestaciones, que reunieron hasta 250.000 personas en ciudades como Belo Horizonte, fueron convocadas por las redes sociales en protesta contra el anuncio del Gobierno de que recortará el 24,8 % de los recursos públicos destinados a financiar gastos no obligatorios de los presupuestos de las universidades públicas.

Estos gastos están destinados a financiar el pago de cuentas de servicios públicos y la compra de material básico.

El Gobierno aclaró que los recursos públicos destinados a financiar los gastos obligatorios de las universidades, que corresponden al 86,2 % del total y se refieren a salarios para los profesores e inversiones, no serán reducidos, por lo que el recorte tan sólo afecta el 3 % del presupuesto para el sector.

Bolsonaro afirmó que el Gobierno fue obligado a promover ese recorte debido a que la situación de las cuentas públicas es crítica y la recaudación prevista para este año será muy inferior a la inicialmente calculada.

“En realidad no hay recorte. Lo que pasa es que asumimos un Brasil destruido económicamente, con baja recaudación, lo que afecta las proyecciones de quienes hicieron el presupuesto el año pasado. Si no hacemos esa reducción de recursos, simplemente violaremos la ley de responsabilidad fiscal”, afirmó.

Agregó que los recortes afectan varios sectores y no sólo la educación pero que son necesarios para evitar un agravamiento del ya elevado déficit en las cuentas públicas.

“Me gustaría que nada fuese reducido, en especial para la educación, aunque la educación en Brasil deja mucho a desear. Las calificaciones de las pruebas de evaluación que se hacen cada tres años siguen cuesta abajo. De los jóvenes con hasta 15 años, en el noveno año de escuela, un 70 % no sabe una simple regla de tres”, alegó.

Según Bolsonaro, el alto número de desempleados, que hasta el mes pasado era de cerca de 14 millones de personas, obedece a la baja cualificación de los trabajadores, lo que atribuyó a los trece años en que Brasil fue gobernado por el izquierdista Partido de los Trabajadores (PT).

Leer mas...

Presidente brasileño afirma que nuevo puente ayudará a desarrollo de ambos países

Foz de Iguazú, IP.- El presidente brasileño Jair Bolsonaro afirmó que la construcción del segundo puente entre Paraguay y Brasil se da en un momento en que las relaciones entre ambos países están en un momento inmejorable y afirmó que la obra será un factor muy importante para el desarrollo bilateral.

«Cómo es bueno tener países vecinos y amigos como el Paraguay, juntos sumamos fuerzas y juntos proporcionaremos días mejores a nuestros pueblos», dijo el presidente brasileño en el acto de inicio de las obras para la construcción del segundo puente entre Paraguay y Brasil, en la localidad de Foz de Iguazú.

El presidente afirmó que este puente es «una obra que mucho ayudará a nuestros pueblos» y felicitó a los equipos de ministros de ambos países que trabajaron para llegar al inicio de la obra. «Para nosotros, como políticos, no existe premio mayor que la satisfacción del deber cumplido», resaltó.

Bolsonaro recordó su larga relación con el Paraguay, desde su época de intendente del ejército brasileño en la zona de Matto Grosso do Sul, y resaltó que este es uno de los mejores más fructíferos de la relación bilateral. «No hay momento mejor que este que estamos viviendo entre Brasil y Paraguay y tenemos todo para ser mucho mejor de lo que hemos sido hasta el presente», añadió.

«Ese entendimiento, esa nueva relación que tenemos, esa armonía, esa hermandad y siempre teniendo a Dios encima de todo, cada vez más seremos más felices», dijo Bolsonaro quien también resaltó lo «bueno» de dirigir países «donde las viejas ideologías fueron dejadas atrás».

Leer mas...

Presidentes de Paraguay y Brasil dan inicio a obras del «Puente de la Integración»

En la siesta de hoy viernes, en el hito de las Tres Fronteras del lado brasileño, los presidentes de Paraguay y Brasil, Mario Abdo Benítez y Jair Bolsonaro, respectivamente, se encontraron para iniciar oficialmente las obras del futuro Puente de la Integración, que tiene por fin la construcción de una segunda pasarela vial entre los dos países. La obra será totalmente financiada por la Itaipú Binacional.

Luego del acto protocolar donde autoridades paraguayas y brasileñas, emitieron discursos alusivos a sus esfuerzos para llegar al final del sueño del segundo puente sobre el río Paraná, ambos mandatarios dieron por inicio las obras del “Puente de la Integración”.

El presidente de la República, Mario Abdo Benítez, inició su discurso recordando que tiempo atrás había firmado el decreto Nº 739, con el objetivo de fomentar la artesanía nacional, vistiendo camisas de ao poí todos los viernes, sin embargo, vio que ninguno de sus colaboradores, siendo hoy supuestamente el día que se debería de cumplir el decreto, estaba usando camisa de ao poí pero sí, el director del lado brasileño, Joaquím Silva e Luna, era el único que vestía el atuendo típico paraguayo, despertando el aplauso de los presentes.

Señaló que es un día muy especial por el inicio de la construcción que hace tiempo esperan los paraguayos y brasileños. Es un día que sobrepasa el simbolismo que representa el inicio de una obra de integración. Recordó que muchos ciudadanos aún no creían que al fin llegó el día que iniciara el puente ya que hace 30 años que estaba la idea y el proyecto pero no creían que se realizaría en alguna oportunidad y quizás, hasta que vean la piedra del inicio de las obras y muchos se mantendrán incrédulos todavía un tiempo más hasta ver que realmente se trabaja para que esto llegue a ser posible.

Añadió que hoy se vence a la apatía cultural que hasta hoy nos envuelve en la frustración y el pesimismo. Esto llevó a recordar a Abdo Benítez sobre un pasaje bíblico que hablaba acerca de cómo un pastor que no fue guerrero como David, venció a al gigante Goliat el cual parecía invencible y el pueblo no creía que llegaría, pero lo hizo con la fe puesta en Dios. Mencionó que hoy es el día de recuperar esa misma inspiración en el futuro de nuestros pueblos a pesar de las frustraciones y momentos difíciles. Debemos volver a creer en nosotros mismos, creer en nuestras naciones, creer en nuestra gente y con ello iniciará el tiempo de una gran prosperidad para el Brasil y Paraguay.

Recordó que transcurrieron 54 años desde que Paraguay y Brasil inauguraron el Puente de la Amistad, la primera interconexión física que cruza el río Paraná y el cual permitió al Paraguay, una salida al Océano Atlántico. Ese acontecimiento significó el inicio de una nueva era de relaciones entre Brasil y Paraguay. Este hecho convirtió al Brasil en el principal socio comercial de Paraguay.

Luego de la inauguración del puente, continuó el mandatario paraguayo, hacía 8 años de que se inaugurara el puente en 1973, el entendimiento, la amistad y la cooperación que desarrollaron nuestros países, propició que ambos firmaran el Tratado de Itaipú, cuando nadie antes creía, lo que luego se convirtió en la central hidroeléctrica de mayor producción de energía del mundo.

Cuando inicié mi gestión, recuerdo que dije que no vamos a esperar que pase otros 50 años para que tengamos otro puente que una a los países y es así que iniciaremos también las obras sobre el río Paraguay que finalmente unirán las localidades de Carmelo Peralta y Puerto Murtinho que ya se encuentra en proceso de elaboración de proyectos, puntualizó.

Por su lado, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, fue más escueto en el uso de la palabra y luego de saludar a los que asistieron al acto, nuevamente recordó que ambos mandatarios tienen en común el hecho de ser paracaidistas.

Para mi es un placer volver a un encuentro con los paraguayos, indicó Bolsonaro, añadiendo que es bueno tener a un Estado amigo como lo es Paraguay. Juntos hacemos fuerzas, juntos proporcionaremos días mejores a nuestros pueblos y nosotros, como políticos, siempre tendremos la satisfacción mayor de un deber cumplido.

Felicitaciones para su equipo (el de Abdo Benítez) y mi equipo, que mejor momento que este que estamos viviendo entre los dos países y tenemos aquí y del otro lado, todo lo necesario para llegar a ser mucho mejor de lo que fuimos hasta el presente y ese entendimiento, esa nueva relación que tenemos, esa armonía, esa hermandad y siempre teniendo a Dios sobre todo, siempre seremos más felices, mencionó el titular del Ejecutivo del Brasil.

Finalmente, ambos mandatarios descubrieron una placa que marca el inicio de la integración entre ambos países con las obras del puente que justamente lleva ese nombre, “Puente de la Integración”.

Leer mas...

Abdo Benítez y Bolsonaro inician construcción de puente internacional

Los presidentes de Brasil, Jair Bolsonaro, y Mario Abdo Benítez, de nuestro país, se reunirán hoy viernes en la frontera para inaugurar las obras del segundo puente sobre el río Paraná, un proyecto que se discute desde hace más de 30 años y por fin se dará inicio luego de la palada inicial de las obras que se realizará en la fecha.

Los gobernantes se encontrarán en la ciudad fronteriza de Foz de Yguazú, en la orilla brasileña del Paraná y donde también se ubica la represa hidroeléctrica de Itaipú, una de las mayores generadoras de energía del mundo, símbolo de la integración entre ambos países e inaugurada en 1984.

Bolsonaro y Abdo Benítez, ya se han reunido dos veces desde que el líder brasileño asumió el poder, el pasado 1 de enero, cuando el presidente paraguayo asistió a su investidura. Se encontraron en la frontera el pasado 26 de febrero, cuando asumió su cargo un nuevo director brasileño de la hidroeléctrica de Itaipú, y luego Abdo Benítez visitó a Bolsonaro en Brasilia el pasado 12 de marzo.

En todos los casos, fue tratada la construcción de al menos un nuevo puente fronterizo, un asunto que se discute desde hace unas tres décadas, pero sobre el que hasta ahora no se había dado un solo paso concreto.

Cuando llegó al poder, Abdo Benítez hizo de esa iniciativa una de sus prioridades en las relaciones con Brasil y lo dejó claro en junio pasado, cuando aún en su condición de presidente electo fue recibido en Brasilia por el entonces gobernante, Michel Temer, hoy preso por la justicia brasileña por investigaciones en casos de corrupción.

Es inaceptable que tengamos solamente un puente entre Paraguay y Brasil, dijo Abdo Benítez en esa ocasión, en referencia al Puente de la Amistad, inaugurado sobre el río Paraná en 1965. Propuso incluso la construcción de un total de cuatro puentes, dos sobre el río Paraná y otros dos sobre el río Paraguay, a fin de mejorar las conexiones terrestres y dinamizar un flujo comercial que se sitúa en torno a los 3.000 millones de dólares anuales.

La obra que será inaugurada este viernes unirá Foz de Yguazú con Presidente Franco, tendrá un coste de unos 75 millones de dólares, que serán financiados por Itaipú Binacional, y está previsto que concluya en un plazo cercano a los tres años.

Fuentes diplomáticas de ambos países dijeron que, en una reunión privada que Bolsonaro y Abdo Benítez tendrán al margen de la ceremonia, puede discutirse la construcción de al menos otro de los puentes fronterizos que ha propuesto el Gobierno paraguayo.

Además, la cita permitirá que los gobernantes aborden otros aspectos de la relación bilateral, como la seguridad en las zonas limítrofes, que es un asunto recurrente entre ambos países y también preocupa a Argentina, que completa la llamada «triple frontera» en la región de Foz de Yguazú.

También está previsto que la agenda de Bolsonaro y Abdo Benítez incluya asuntos relativos a la situación regional, con énfasis en la crisis que afecta a Venezuela, país en el que ambos reconocen como presidente legítimo e interino al jefe de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó.

Otro asunto que puede ser tratado por los gobernantes son las discusiones para una modernización del Mercosur, bloque que ambos países integran junto con Argentina y Uruguay y cuya presidencia rotativa será ejercida por Brasil durante el segundo semestre de este año.

Leer mas...

Itaipú presentó detalles del nuevo puente sobre el río Paraná

El proyecto que involucra a Paraguay y Brasil, el cual tendrá una duración de 35 meses en su construcción, fue presentado por la Itaipú Binacional. Mañana viernes se realizará la palada inicial con presencia de los presidentes Mario Abdo Benítez y Jair Mesías Bolsonaro, de Paraguay y Brasil respectivamente.

Pánfilo Benítez, asesor técnico de la Itaipú, informó en conferencia de prensa que la construcción y financiamiento del segundo puente sobre el río Paraná tendrá un valor de aproximadamente 478.040 millones de guaraníes y será construida por una empresa brasilera.

El cronograma de trabajo estipulado menciona que el puente sobre el río Paraná debe concluirse en 35 meses. Posterior a la palada inicial se instalarán los campamentos para los trabajos previos de fundación de la pila principal que se diseñó para trabajar en seco, no en agua, adelantó. El valor a pagar por las expropiaciones de terrenos cercanos a la obra será de cerca de 22 millones de dólares.

El puente tendrá una longitud de 760 metros, el vano central o de navegación será de 470 metros entre la pila principal donde irán los tirantes ya que no será colgante. Los tensores serán de avance libre y tendrán 174 metros. El canal de navegación sobre aguas máximas será de 60 metros.

En cuanto al perfil transversal el mismo contará con dos calzadas de 3,60 metros de ambos lados cumpliendo con las exigencias de tránsito del Mercado Común del Sur (Mercosur). Tendrá una banquina de 3 metros a ambos lados y carril para peatones de 1.70 de ancho, siendo el total del puente 19.90 metros. Este tipo de estructuras corresponde al tipo 1 que son construidos para camiones pesados, aunque se permitirá el paso de vehículos livianos.

Leer mas...

El próximo viernes, Abdo y Bolsonaro darán palada inicial del segundo puente sobre el Paraná

El presidente de la República Mario Abdo Benítez, y su par de Brasil, Jair Bolsonaro, se reunirán el 10 de mayo para dar la palada inicial al puente que unirá la ciudad de Presidente Franco, en la margen paraguaya del río Paraná.

El director del lado paraguayo de Itaipú Binacional, José Alberto Alderete, confirmó la fecha del encuentro y estimó que el acto arrancará sobre las 17:00 o 18:00. “Para el 10 de mayo, seguramente a la tarde, los presidentes Mario Abdo y Jair Bolsonaro se encontrarán para dar inicio a las obras de construcción del segundo puente”, apuntó Alderete.

La semana pasada, el Consejo de Administración de la Binacional aprobó el cronograma de desembolso para el financiamiento de la construcción de la pasarela que unirá las ciudades de Presidente Franco y Foz de Yguazú. La inversión ronda los USD 75 millones, con un plazo de ejecución de 35 meses.

Esta obra, además de unir físicamente ambos países, también se erige con la intención de convertir a la región en polo de desarrollo y de fomentar la integración socioeconómica entre ambos países.

El director de Itaipú, José Alderete, reiteró que ya fueron agotadas todas las instancias administrativas de los órganos que rigen a Itaipu, como el Consejo de Administración y el Directorio Ejecutivo, y que la firma encargada de la ejecución del proyecto ya está lista para el inicio de los trabajos en campo.

“La empresa adjudicada ya está como para empezar las obras, está todo dispuesto para que en la fecha establecida los dos presidentes vengan para dar inicio a la construcción”, puntualizó.

La decisión, adoptada durante la reunión N° 290 del Consejo de Administración, coincide con los 46 años de la firma del Tratado de Itaipu, que se conmemoró este año (26 de abril).

Leer mas...

En mayo comenzará construcción del segundo puente con Brasil

Para la segunda semana de mayo se prevé el inicio de obras del segundo puente sobre el río Paraná, que unirá la localidad de Presidente Franco con Foz de Yguazú. Se prevé que encabecen el acto los presidentes Mario Abdo Benítez y Jair Bolsonaro.

“Estamos por confirmar entre la fecha 6 y 10 de mayo, que serían las tentativas; desde la Cancillería me pondré en contacto con el canciller brasileño para tratar de confirmar”, puntualizó el canciller nacional, Luis Alberto Castiglioni este lunes, tras un acto de juramento de nuevos embajadores realizado en Palacio de Gobierno.

Con la presencia de ambos presidentes en la zona fronteriza se prevé dar inicio oficial de las obras del puente sobre el río Paraná, que será financiado por la Itaipú Binacional lado brasileño. “Con esto vamos a tener el segundo fundamental vinculo a esa altura”, subrayó el canciller paraguayo.

Según datos proporcionados por la Asistencia Técnica de la Dirección General Paraguaya de Itaipú, se trata de un puente metálico de 760 metros de longitud. El plazo de construcción es de 31 meses y la obra generará una inversión estimada de 75 millones de dólares.

Parlasur

Sobre la modificación asumida por los países del Mercosur respecto a la elección de representantes ante el Parlasur, el ministro de Relaciones Exteriores explicó que la idea es avanzar en pasos adecuados para que Parlamento del Mercosur (Parlasur) sea un bloque exitoso.

“Se ha avanzado mucho pero ha habido lagunas en otros sentidos, por lo tanto lo queremos en retrotraer todo e ir de manera homogénea”, agregó.

En ese sentido Castiglioni indicó que la idea es seguir avanzando en varios aspectos, principalmente en lo relacionado a la integración aduanera, comercial y económica.

Juramento de nuevos embajadores

En el Salón Independencia del Palacio de Gobierno tuvo lugar, este lunes, la ceremonia de juramento de Juan Francisco Facetti como embajador paraguayo ante Austria, y como Representante Permanente de la República del Paraguay ante la Oficina de las Naciones Unidas y Otros Organismos Internacionales, con sede en la ciudad de Viena.

Asimismo en la ocasión también prestó juramento, José Emilio Gorostiaga Peña, como embajador de Paraguay ante Ecuador.

Leer mas...