Estas aquí =>

Varias familias vuelven a su lugar de origen al bajar el nivel del Río Paraguay

Paulatinamente decenas de familias vuelven a su lugar de origen luego de ser obligadas a desplazarse por culpa de la crecida del Río Paraguay, en Asunción y otros puntos de la República.

En ese sentido, el ministro de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN), Joaquín Roa, informó que a la fecha más de 600 familias damnificadas de la capital ya están retornando a sus hogares debido al descenso del nivel del río. Aclaró que la asistencia del Estado continua en Ñeembucú y el Chaco.

Detalló que las familias que fueron evacuadas cuando el río alcanzó 5 metros y 50 centímetros de altura hoy ya pueden retornar a sus hogares, y que de hecho ya lo están haciendo, «con el pequeño esfuerzo laboral de poner en condiciones sus viviendas».

Roa destacó que el retorno paulatino de las familias hace que el proceso sea más ordenado y que los recursos del Estado puedan ser optimizados, teniendo en cuenta que en el periodo crítico, en Asunción el Estado tuvo que dar albergue a unas 14.800 familias.

En cuanto a la situación en Pilar, capital del departamento de Ñeembucú, el ministro informó que solamente cinco familias permanecen en el albergue habilitado, por lo que esta semana probablemente se cierre ese lugar. Las que permanecen son familias afectadas por el desborde del arroyo San Lorenzo, precisó.

El ministro afirmó que la situación crítica en este departamento, uno de los más afectados por las inundaciones, ya pasó, aunque las secuelas continúan. El campo aún cuenta con agua y las familias no pueden comenzar todavía los cultivos de autosustento y renta, dijo.

Señaló que las instituciones del Estado van a seguir monitoreando y asistiendo a quienes haga falta, fundamentalmente en Ñeembucú y los tres departamentos del Chaco.

El ministro de Emergencia dijo que mediante el trabajo coordinado de varias instituciones del Gobierno se pudo dar apoyo a los damnificados y que a nivel país se pudo asistir a más de 65.000 familias en diferentes contextos.

 

Leer mas...

Desciende gradualmente el río Paraguay y genera un panorama alentador

Vuelve la esperanza para miles de familias paraguayas afectadas por las inundaciones. Se informó en la fecha que el Río Paraguay registra un importante descenso gradual que propone un panorama alentador, desde su cuenca alta en Bahía Negra hasta el departamento Ñeembucú.

El ministro de la Secretaría Nacional de Emergencia (SEN), Joaquín Roa, señaló al respecto, que aunque no se pueda hablar de fechas estimativas para iniciar el operativo retorno de las familias, la institución a su cargo prevé todas las condiciones de apoyo para un regreso seguro y en condiciones salubres.

“En Concepción bajó 14 cm, en Asunción ya bajó 7 cm, y en Pilar bajó 6 cms; eso es alentador, este promedio de descenso es positivo porque nos permite reacondicionarnos y prepararnos, no solamente para lo que pudiese suceder y que las familias tengan un respiro, aunque todavía no podemos hablar de que vuelvan a sus hogares hasta que las condiciones ambientales y de infraestructura y servicios así lo permitan”, mencionó el ministro Roa.

El titular de SEN refirió que aunque las perspectivas sean positivas, realizan un análisis exhaustivo de las condiciones ambientales, sobre la base de los modelos climatológicos para prever la situación climática que pudiera darse en los próximos 60 días.

Agregó que el plan de asistencia alimentaria continúa en varias comunidades de Ñeembucú, Chaco y en Asunción, donde los indicadores de SEN señalan que son asistidas 14.800 familias en la capital, unas 19 mil Chaco y 20 mil familias en Ñeembucú. “Seguimos con asistencia en apoyo alimentario para salvaguardar el presupuesto familiar para que las familias se preparen para los gastos de la operación retorno”, indicó.

Según datos preliminares referidas por el titular de SEN, hasta la fecha la institución realizó Inversión que ronda los 19 mil millones de guaraníes distribuidas en todas las operaciones desplegadas.

 

Leer mas...

Taiwán se solidariza con damnificados entregando kits de ayuda

La embajada de Taiwán en Paraguay entregó este viernes a las autoridades de Emergencia 300 toneladas de arroz, 15.600 kits de higiene y otros tantos de limpieza para las más de 62.000 familias damnificadas por las inundaciones que en el último mes han golpeado al país.

El arroz será distribuido de forma inmediata en todas las zonas afectadas, incluida Asunción y el departamento de Ñeembucú, dos de las zonas más golpeadas por las tormentas de los últimos días, que añadieron un total de 22.000 familias al conjunto de afectados.

Pilar, quedó en gran parte anegada el pasado viernes por la crecida del río Paraguay, allí serán destinados los kits de higiene y limpieza, aunque de forma gradual de acuerdo a las necesidades. La fuente añadió que los paquetes contienen utensilios y productos de limpieza como trapos, escobas, detergentes y desinfectantes, mientras que los de higiene incluyen jabones, toallas, peines o máquinas de afeitar, entre otros artículos.

El material fue entregado al titular de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN), Joaquín Roa, por el embajador taiwanés en Paraguay, Diego Chou, quien expresó su preocupación y solidaridad por la situación que atraviesa el país suramericano y añadió que la ayuda servirá para aliviar los efectos de las inundaciones.

El embajador recalcó que su país siempre está al lado de Paraguay en las buenas y en las malas, ya que el país sudamericano es su único aliado diplomático en la región y uno de los diecisiete que tiene en todo el mundo.

Por su parte, Roa explicó que su cartera ya culminó la asistencia alimentaria a 5.427 familias afectadas en Pilar y que comenzarán a distribuir 147 toneladas de alimentos más en el resto de Ñeembucú.

También, el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, recalcó en su cuenta de Twitter que hasta el momento el Gobierno ha distribuido 1.493.960 kilos de alimentos, 86.685 chapas, 61.234 terciadas (maderas), 51.880 puntales, y miles de frazadas (mantas) y colchones para 62.000 familias damnificadas en todo el país.

Las inundaciones obligaron al Ejecutivo a declarar la emergencia vial en más de 13.400 kilómetros de caminos y a invertir de forma urgente 15 millones de dólares para repararlos y permitir el acceso a algunas comunidades que quedaron aisladas.

Además, los raudales han afectado además a unos 13.500 alumnos, de los que dos millares no están recibiendo clases, ya que hay 180 escuelas afectadas en todo el país.

Leer mas...

Suman ya 62.000 personas afectadas por las crecidas

Un total de 62.119 familias son las afectadas por las inundaciones en Paraguay debido a las lluvias que comenzaron el 15 de abril y que se incrementaron la semana pasada en todo el país, informó este lunes la Secretaría Nacional de Emergencia (SEN).

Un total de 22.000 familias se vieron afectadas tras las recientes precipitaciones, que han anegado la ciudad de Pilar (sur) y que el viernes inundaron grandes partes de Asunción y crearon el caos en la capital. En Asunción hay además 13.000 familias desplazadas por la crecida el mes pasado del río Paraguay, que ya alcanzó los 8 metros de altura.

El ministro de la SEN, Joaquín Roa, dijo en una rueda de prensa que para hoy está prevista la llegada a Pilar de varios camiones con un total de 100.000 kilos de alimentos para asistir a los damnificados, unas 10.000 familias en esa zona.

En la ciudad, capital del departamento de Ñeembucú, se trabaja con bombas para achicar el agua y devolverla al río Paraguay, de manera que para el jueves podría normalizarse la situación, de acuerdo a lo expresado en la rueda de prensa.

Roa indicó que la ayuda se repartirá en los centros instalados en las zonas del distrito accesibles por tierra y, de ser necesario, se haría también por agua o por mar.

Las inundaciones también se extienden por el departamento de Presidente Hayes (Chaco), con miles de familias, entre ellas de comunidades indígenas, con sus hogares inundados o que han quedado aisladas al anegarse las rutas y caminos.

Roa añadió que los operativos de asistencia se están realizando por tierra, mar y aire, de cara a llegar a las zonas más alejadas del Chaco.

Leer mas...

Poder Ejecutivo coordina acciones para acompañar a familias damnificadas en Pilar

Ministros del Poder Ejecutivo se trasladaron este sábado a Pilar, departamento de Ñeembucú, para verificar la situación de la ciudad y coordinar acciones para atender a los damnificados por las intensas lluvias que generaron inundaciones en varios barrios.

Los ministros de la Secretaria de Emergencia Nacional, Joaquín Roa, y de Obras Públicas, Arnoldo Wiens, mantuvieron una reunión con las autoridades locales y departamentales, donde los técnicos presentaron el reporte de afectación y las acciones a seguir ante la situación de emergencia que se vive en la capital departamental.

De acuerdo a los datos proveídos por la Gobernación de Ñeembucú, suman 1.427 las personas que se instalaron en los 43 refugios y albergues de Pilar.

Voluntarios de la Oficina de la Primera Dama, se encuentran en Pilar apoyando en la organización para la entrega  de frazadas, colchones, víveres y atención para niños en las zonas más afectadas por las lluvias.

Asimismo, el Ministerio del Interior informó que 30 policías  del  Grupo Lince y 300 agentes forman parte de la comitiva que está colaborando con las tareas de asistencia. El ministro Juan Ernesto Villamayor también está viajando a Pilar.

En tanto que brigadas de Salud Pública realizan recorridos en las zonas inundadas y en los albergues para atender a las familias. El Programa Ampliado de Inmunizaciones (PAI) envió ayer un cargamento de biológicos a Ñeembucú, atendiendo la difícil situación de emergencia en que se encuentra el departamento, a fin de garantizar la provisión oportuna de las vacunas a comunidades bajo riesgo.

Por su parte, Petropar anunció que 2.000 frazadas están siendo embarcadas con destino a Pilar para los damnificados por las inundaciones. Además se habilitaron estaciones de servicios de la empresa estatal para abastecer a los móviles de la SEN. La titular de la institución, Patricia Samudio también se dirige a la zona.

Asimismo el Ministerio de Desarrollo Social envía a Pilar 2.508 kilos de víveres para cinco comedores de la zona. En ese sentido, la cartera de Estado anunció que puso a disposición tres vehículos de gran porte para ayudar con la evacuación de las familias afectadas.

Las acciones mencionadas anteriormente se dan en cumplimiento a las instrucciones dadas este viernes, por el presidente de la República, Mario Abdo Benítez.

Leer mas...

Nuevo recuento habla de 40.000 desplazados por crecida del río Paraguay

Al menos 40.000 habitantes de zonas ribereñas debieron ser evacuados hacia sitios altos por las inundaciones provocadas por la crecida del río Paraguay y las intensas lluvias registradas desde comienzos de marzo y que hasta el día de hoy siguen cayendo con gran intensidad en la zona de influencia de nuestro principal corredor hídrico.

El ministro de la Secretaría de Emergencia Nacional, Joaquín Roa, informó que sólo en Asunción, hay un poco más de 10.000 personas reubicadas en precarias viviendas en lugares altos como cuarteles militares, plazas públicas del centro de la ciudad y a la vera de rutas. A la par, este organismo estatal se encuentra abocado a la ayuda a los damnificados con alimentos y abrigo.

El resto de los desplazados de pequeñas poblaciones ubicadas a lo largo del río Paraguay, que comienza la frontera con el estado brasileño de Matto Grosso do Sul, también han comenzado a recibir asistencia estatal, aunque lentamente debido a las condiciones climáticas y sus correspondientes dificultades para hacer llegar las asistencias.

La altura del río, normalmente de 4 metros, llegó a 6,90 metros en Asunción. El nivel de desastre será cuando alcance los 8 metros, según la Dirección de Hidrología.

Carlos Jiménez, presidente de la filial en el bajo Chaco de la Asociación Rural del Paraguay informó que, de los cuatro millones de vacunos existentes en diferentes ranchos, unos 480.000 se encuentran en el agua o agrupados en pequeños sitios altos.

Las lluvias son muy intensas, sólo la semana pasada en 48 horas llovió más de 600 milímetros. En algunos lugares hay entre 15 y 50 centímetros de agua sobre el suelo de los campos y caminos, refirió.

Leer mas...

Aumentó el número de damnificados con caída de muro en Sajonia

El derrumbe de un muro de contención casero, levantado con bolsas de arena por los vecinos, provocó este domingo la entrada del agua en las viviendas de unas 300 familias en el barrio Sajonia, próximo al Bañado Sur, una de las zonas más afectadas por las crecidas del río Paraguay.

La caída del dique se produjo en la noche del sábado al domingo y en media hora anegó los hogares de los vecinos, que tuvieron que sacar sus pertenencias en camiones militares o barcazas, según informó el director general de Reducción de Riesgos, Daniel Riveros.

Los afectados fueron desplazados al predio de la Primera División de Infantería, en Asunción, y al refugio Charlotte, en el Bañado Sur, según la SEN. Con el desplome de ese muro, de unos dos metros de altura y 500 metros de longitud, según los medios locales, el agua llegó a zonas del barrio hasta las que el río nunca había alcanzado en crecidas anteriores.

La SEN no descarta ahora que otras partes del dique sigan cediendo y que el agua siga ganado terreno. El titular de la SEN, Joaquín Roa, había verificado y coordinado este lunes los trabajos de construcción del dique, y ya se estimaba que el nivel del río pudiera superar y sobrepasar la altura del muro.

El cauce del río Paraguay, a su paso por Asunción, se sitúa ya en los 6,85 metros, según datos de la Dirección de Meteorología e Hidrología (DMH). Por el momento, se mantiene en nivel crítico, aunque las previsiones hacen temer que pueda seguir subiendo y aproximándose al estado de desastre, para lo que tendría que superar los 8 metros.

La nueva crecida del río Paraguay ha sorprendido a los pobladores de los barrios ribereños, que aseguran no recordar una situación de inundaciones constantes como las que se viven ahora.

Muchos de los desplazados actuales habían regresado a sus casas hace apenas unos 30 días, después de haberse pasado meses en refugios a causa de las inundaciones anteriores.

Los últimos recuentos de la SEN apuntan a que el número de damnificados en Asunción se aproxima a 10.000 familias.

Leer mas...

Grupo de damnificados expresó su malestar al presidente en fugaz visita

Un cumulo de personas damnificadas por la crecida del río Paraguay, manifestaron su rechazo a la ayuda y las medidas tomadas por el Gobierno durante la visita del presidente del país, Mario Abdo Benítez, en el predio del RC4 del barrio Tacumbú que sirve de refugio para los damnificados en Asunción, donde hay unas 2.000 familias desplazadas.

Los desplazados expresaron su malestar por la atención repentina de las instituciones estatales, como la Empresa de Servicios Sanitarios del Paraguay (Essap), la Administración Nacional de Electricidad (ANDE) o la Itaipú Binacional, coincidiendo con la presencia del mandatario.

Tanto Itaipú como la Essap desplegaron toldos y carteles, así como un amplio contingente de trabajadores, que no suelen pisar el lugar, según denunciaron los refugiados en este predio.

El retraso de cerca de una hora de Abdo Benítez avivó la indignación de los afectados, cansados de la teatralización de la visita presidencial, en la que no faltaron los camiones con cajas de víveres con el logotipo de Itaipú apiladas de forma simétrica.

La tensión del ambiente cambió los planes de la organización y el recorrido del presidente, que llegó en helicóptero, se limitó a un paseo de apenas un cuarto de hora por una sola zona del campamento, sin la presencia de medios.

Antes de volver a subir al helicóptero, Abdo Benítez habló con la prensa para manifestar su conformidad con el trabajo realizado por las diferentes instituciones del Estado.

Estamos haciendo todo lo que humanamente se puede y mi presencia acá también obedece a demostrar nuestro compromiso con nuestros hermanos que están pasando un momento difícil, aseguró el mandatario.

También explicó que los nuevos desplazamientos no responden a una falta de previsibilidad, sino a que el agua subió muy rápido y la crecida fue una de las más fuertes que recuerda.

Los refugiados abandonaron el predio militar hace apenas unos tres meses, cuando bajó el agua que había entrado en sus casas, y han tenido que regresar a este campamento en los últimos 15 días debido, de nuevo, a las inundaciones del río Paraguay.

Su reclamo es la construcción de la Franja Costera, un proyecto que incluye avenidas y viviendas sociales, que todavía no se ha materializado porque hay que ganarle a la burocracia diariamente, según la explicación ofrecida hoy por Abdo Benítez.

No solamente (hay que construir) la franja costera, sino una solución definitiva. Ellos también tienen que asumir esta realidad, porque muchos no quieren mudarse de aquí (de los Bañados) entonces cada año volvemos a vivir esta tragedia, añadió.

Cuando Abdo Benítez abandonó el predio, fue el titular de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN), Joaquín Roa, quien quedó al frente del acto y recibió las quejas de los refugiados.

Los afectados por las crecidas le hicieron saber que no quieren más víveres, como los facilitados hoy por Itaipú Binacional, sino que necesitan camiones para poder entrar en las zonas afectadas y sacar a las personas que siguen viviendo en sus hogares inundados.

Esta era una queja repetida por todos los damnificados que ya han conseguido levantar sus casas con chapas de madera y chapas, pero que son conscientes de la situación de sus vecinos.

El Gobierno anunció este martes que cuenta con unos 6,4 millones de dólares (40.000 millones de guaraníes) para asistir a las 20.400 familias afectadas en todo el país por la crecida del río Paraguay.

La Junta Municipal de Asunción declaró el miércoles el estado de emergencia por un plazo de 90 días ante las inundaciones.

Leer mas...

SEN cuenta con más de USD 6.4 millones para asistencia

El Gobierno paraguayo cuenta con unos 6,4 millones de dólares (40.000 millones de guaraníes) para asistir a las hasta ahora, 20.400 familias afectadas en todo el país por la crecida del río Paraguay, según informó el titular de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN), Joaquín Roa.

En una rueda de prensa, tras reunirse en el palacio gubernamental de Asunción el Comité Ejecutivo de Emergencia Nacional, Roa informó de que ya han sido asistidas el 80,2 % de esas familias, unas 16.300, y que las restantes lo serán en las próximas horas, debido a que el acceso a algunos lugares resulta complicado.

Aseguró que el monto de dinero es suficiente para paliar las necesidades de los afectados y recalcó que el Gobierno cuenta con todos los insumos humanitarios que se requieran para afrontar las inundaciones y que el Estado ha movilizado a 800 funcionarios para asistir a los afectados.

Roa relató que hasta la fecha, el Ejecutivo ha distribuido 780 toneladas de alimentos y que vehículos de las Fuerzas Armadas, tanto terrestres, como aéreos, fluviales y anfibios, se están destinando a facilitar las evacuaciones.

Además, ha indicado que la Armada es la encargada de brindar seguridad a aquellos barrios desalojados, para evitar posibles pillajes.

Paralelamente señaló que en la capital paraguaya el número de familias desplazadas ascendió a 3.089, principalmente de los conocidos como bañados sur y norte, que para ellos han habilitado cuatro predios para acogerlos, que cuentan con electricidad y agua potable.

Añadió que dispone de 3.300 lugares para el mismo número de familias, en caso de que el número de desplazados aumente en las próximas dos semanas, debido a las previsiones de lluvia.

En ese sentido, el intendente de Asunción, Mario Ferreiro, presente en la reunión y la conferencia de prensa, señaló que la Municipalidad también ha puesto a disposición de la SEN varios albergues que, reconoció, no son los ideales, ya que se trata de descampados donde los damnificados construyen viviendas precarias temporales. El intendente previó que la evacuación podría durar 90 días ya que el retorno es gradual.

El titular de la SEN explicó que se trata de una situación atípica ya que la temporada de lluvias se ha adelantado un mes, y que desde hacía 48 años el río no tuvo este ascenso tan rápido, ya que desde el 15 de marzo ha crecido 3,4 metros, hasta alcanzar los 6 metros sobre su nivel normal.

La crecida responde a la gran cantidad de agua caída en Paraguay, donde en algunos departamentos se ha triplicado la media de pluviosidad mensual para esta época del año.

El jefe del Gabinete Civil, Julio Ullón, indicó que el Gobierno y la Municipalidad trabajan para encontrar una solución definitiva al desplazamiento de miles de familias que, cada año, producen las crecidas del río Paraguay.

Leer mas...

Emergencia Nacional llega al cien por ciento de lugares afectados por inundación

El ministro de la Secretaria de Emergencia Nacional (SEN), Joaquin Roa, ratificó que llegarán a todos los sitios que requieran asistencia a causa de las inundaciones. Reconoció que en Asunción siempre habrá quejas, ya que “si no llegas a una familia, será suficiente disparador para que ocurran reclamos”.

Comentó que el fin de semana estuvieron evacuando gente en los bañados y trabajando intensamente en Concepción, Vallemi, Fuerte Olimpo y Carmelo Peralta en el Chaco Paraguayo.

Precisó además, en declaraciones a la 780 AM, que enviaron tanques de agua a la localidad sampedrana de Puerto Antequera, ante una situación inusual en el lugar.

Consultado si no hay forma de anticipar ciclos climáticos imprevistos, Roa indicó que sí se puede, pero que es difícil prever la magnitud del evento.

Explicó que en la Capital, el nivel del río Paraguay está en torno a los 5 metros 72 centímetros y que la buena noticia es que en la región norte comenzó a bajar el nivel del río.

Sin embargo, señaló que, conforme al pronóstico, se tendrán lluvias en las primeras dos semanas de abril y de acuerdo a ello se sabrá en cuanto podría quedar el nivel del cauce hídrico tanto en Asunción como en otras comunidades ribereñas.

Leer mas...