Estas aquí =>

Con el fin de sensibilizar sobre feminicidios se lanzó la campaña “Violencia Cero”

El Ministerio de la Mujer, la Oficina de la Primera Dama y ONU Mujeres, lanzaron este viernes la segunda fase de la campaña “Violencia Cero” que pretende sensibilizar a la población sobre el aumento de casos de feminicidios y posicionar la problemática a nivel país.

La presentación se realizó en el marco de la conmemoración por el Día Internacional de la Mujer, fecha que visibiliza las desigualdades de oportunidades entre hombres y mujeres y reivindica el acceso equitativo a todos los ámbitos de la vida social y política.

La ministra de la mujer, Nilda Romero, explicó que la campaña pondrá especial énfasis en el feminicidio, para dar a conocer las circunstancias en las que se configura, a través de la promoción del artículo 50 de la ley 5777/16 “De proyección integral a las mujeres contra toda forma de violencia”.

Mencionó que la campaña pretende visibilizar públicamente la emergencia ante los casos de violencia y llamar a la intervención oportuna de los actores clave. “Esta campaña es muy impactante porque nos hemos visto en la obligación de causar impacto en la sociedad para que realmente nos demos cuenta de lo grave del flagelo que estamos sufriendo las mujeres paraguayas. Es necesarios que nos involucremos todos, no solamente el Estado paraguayo sino toda la sociedad en su conjunto”, expresó.

La misma comprenderá materiales audiovisuales, cartelería en la vía pública, redes sociales y medios de comunicación para alertar e interpelar y comprometer a las personas en la urgencia de acciones para rechazar la violencia en todas sus formas. La campaña abarcará todo el territorio nacional y tendrá una duración de 8 meses.

Leer mas...

Presentaron «Plan Nacional de Igualdad» con el fin de eliminar la discriminación hacía las mujeres

En el marco del Día de la Mujer Paraguaya, celebrado ayer 24 de febrero, el Ministerio de la Mujer y ONU Mujeres, realizaron la presentación del “IV Plan Nacional de Igualdad 2018 – 2024, objetivo avanzar hacia la igualdad real y efectiva, y eliminando toda forma de discriminación hacía las mujeres.

El presidente de la República, Mario Abdo Benítez y la primera dama, Silvana Abdo asistieron al acto,  que se realizó en el marco del Día de la Mujer Paraguaya, celebrado ayer 24 de febrero.

Por su parte, la ministra de la Mujer, Nilda Romero, dijo que tenemos una historia de construcción de igualdad con más de 20 años en nuestro haber, durante ese tiempo han sido aprobados tres planes nacionales, a partir del año 1997, pero las brechas persisten.

Este proyecto es un cuarto plan  que incluye diferentes igualdades y no solo la igualdad de oportunidades como las anteriores, porque hoy estamos en condiciones de aspirar más y de esta manera aborda la igualdad de derechos, la igualdad de oportunidad, la igualdad sustantiva y la igualdad de resultados.

La ministra explicó que entre sus objetivos específicos se encuentran, eliminar toda discriminación legal hacia las mujeres; eliminar obstáculos y desarrollar los mecanismos que hagan posible el acceso igualitario y la permanencia de las mujeres en la toma de decisiones públicas en los diferentes Poderes del Estado y en todos los niveles territoriales del Estado paraguayo; eliminar obstáculos y crear condiciones para una vida sin violencia y la plena vigencia de los derechos sexuales y los derechos reproductivos de las mujeres.

Por último señaló que la presencia del presidente de la Republica y de todas las mujeres que, ocupan cargos de decisión y espacios políticos relevantes, reafirma “nuestro compromiso de alcanzar la metas que el mundo se ha propuesto, lograr la igualdad real entre hombres y mujeres para el año 2030”.

Leer mas...

Cada vez más mujeres incursionan en oficios tradicionalmente de hombres

Cada vez más mujeres se animan a incursionar en oficios tradicionalmente de varones, impulsadas por desafíos, capacidad y falta de oportunidades en otro campo. Manejan ómnibus, taxis, retroexcabadoras; así como trabajos de albañilerías, plomerías, etc. En el Ministerio de Obras Públicas podemos encontrar muy buenos ejemplos.

Por ejemplo, Francisca Mariela Sanabria, de 27 años, no dudó en inscribirse al curso de operación de maquinarias desde su Caazapá natal, donde vive con su madre. Ella es una de las 61 egresadas de las capacitaciones realizadas en el marco del proyecto piloto de inserción laboral de mujeres en oficios no tradicionales, impulsado por la Unidad Ejecutora de Proyectos del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones.

“En la radio dijeron que era para hombres y mujeres y que solo teníamos que llevar una fotocopia de nuestra cédula de identidad”, recuerda.

Esta experiencia, inaudita en el país, marca un punto de inflexión en el diseño de políticas públicas para la inclusión de mujeres en el campo laboral y convierte al MOPC en la institución pionera en su aplicación. El programa cuenta con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo, ONU Mujeres y el Cuerpo de Paz.

 

El objetivo es promover la igualdad de oportunidades entre varones y mujeres y contribuir, al mismo tiempo, a superar las condiciones de precariedad laboral de éstas.

Si bien, no sabía de qué se trataba exactamente, Francisca fue a la comisaría con el objetivo de anotarse, segura que necesitaba el trabajo. Allí supo que era una capacitación para operar máquinas pesadas. Entonces, su interés fue aún mayor.

“Lo que más motivó a participar es que me quería subir a la retroexcavadora. Era la oportunidad de manejar una máquina pesada, que yo siempre quise”, comentó impresionada por la gran oportunidad que estaba frente a ella.

De vuelta a su casa, le comentó la novedad a su madre, quien sorprendida por la noticia, comentó su pesimismo ante la dificultad que la naturaleza de la labor en máquinas pesada presenta.

Segura de su capacidad y agradecida por haber tenido la oportunidad de experimentar la vivencia, esta joven soltera evalúa la capacitación recibida con la posibilidad de ampliar la pasantía.

La inserción laboral de mujeres en oficios no tradicionales forma parte de la estrategia de género aplicada desde la Dirección de Gestión Socio Ambiental de la cartera de Obras, en el marco del Programa de Mejoramiento de Caminos Vecinales en la Región Oriental.

 

 

 

Leer mas...

Mujeres buscan mayor participación política con Ley de paridad

Representantes de ONU Mujeres, la Unión Europea y el Ministerio de la Mujer insistieron en la necesidad de aprobar el proyecto de la ley de paridad democrática en Paraguay, como un paso para garantizar la participación política femenina, según comentaron en la presentación del acto «Mujeres líderes».

La campaña «Mujeres líderes. La política, nuestro lugar» busca impulsar la implantación de la paridad democrática en el país de forma duradera, más allá de las elecciones de abril de 2018. La ministra de la Mujer, Ana María Baiardi, apostó por sacar adelante el proyecto de paridad democrática que se presentó en 2016 y que hoy es necesario.

Tenemos la posibilidad y valemos. No me pueden decir que no hay candidatas. Claro que hay candidatas, solo que no estamos en los lugares elegibles, explicó encargada de la cartera de la Mujer a la par de defender la obligación de apoyar a esas mujeres.

Baiardi no se refirió solo a las candidatas políticas, sino que apeló también a las votantes a exigir la valía de su voto, que las autoriza para seguir reclamando la presencia femenina en la política.

Paraguay es el cuarto país de América Latina y el Caribe con menor porcentaje de mujeres en cargos políticos, un 16 %, junto con Brasil, Guatemala y Chile, según datos de ONU Mujeres, y solo 12 mujeres lograron un escaño en el Congreso de los Diputados en las elecciones de 2013.

A este respecto, la representante de ONU Mujeres en Paraguay, Florence Raes, estimó que quedan unos 55 años para llegar a la paridad democrática en Paraguay, una cifra que provocó carcajadas entre las asistentes.

Raes reconoció que esas cinco décadas quizá serían más y por eso reiteró la importancia de visibilizar un participación que ya existe y contribuir para crear una opinión pública y un espacio de debate que sea más favorable para una democracia paritaria.

ONU Mujeres, encargada de implementar el proyecto, cuenta con el respaldo de 425.000 euros (más de 2.864.500.000 de guaraníes) de la Unión Europea (UE), lo que supone el 95 % de este proyecto, según comentó durante el acto el embajador de la UE en Paraguay, Paolo Berizzi.

Como manifestó Berizzi, la participación de la vida política de la mujer no tiene que ser vista como una ocupación de puestos, sino como la contribución de todos, de hombres y mujeres, de manera igualitaria a mejorar la sociedad.

El representante de la UE en el país suramericano defendió la aprobación del proyecto de la ley de paridad, al que se refirió como un punto fundamental y más urgente.

No obstante, Berizzi no limitó la puesta en marcha de la paridad democrática a la esfera política, sino que invitó a que el movimiento viniera también por abajo, desde la sociedad civil, e incluso apeló a las asociaciones de hombres para que ayuden al empoderamiento de las mujeres. El embajador puso como ejemplo el caso de las instituciones europeas, donde se han marcado el objetivo del 40 % de inclusión femenina para 2020.

No estamos haciendo un favor a las mujeres, estamos ayudando a restablecer una paridad que va en beneficio de toda la sociedad, agregó el representante europeo.

Por su parte, la abogada y feminista paraguaya Line Bareiro señaló que el objetivo ahora es lograr que se apruebe el proyecto de ley de la paridad democrática y puso como fecha de tratamiento en el Senado el 8 de marzo, Día de la Mujer Trabajadora.

Tratemos de poner una fecha máxima, si se puede antes del cambio de Gobierno (agosto) para lograr la ley, si lo conseguimos antes de las elecciones (22 de abril), mejor todavía, pero es muy difícil, lamentó.

Bareiro también advirtió que en las elecciones generales existen posibilidades de retroceder, como ya pasó en las municipales (2015).

La paridad democrática con nuestro liderazgo significa generar igualdad en un país de desigualdades; es generar una cultura de derechos y obligaciones en lugar de la cultura de privilegios, concluyó.

Distintos senadores paraguayos presentaron el 8 de marzo de 2016 el proyecto de Ley de Paridad Democrática, para garantizar una representación paritaria de mujeres y hombres en los cargos públicos y en los partidos políticos.

Leer mas...