Estas aquí =>

Unas 45.000 cabezas de ganado fueron movilizadas ante inundaciones en el sur

La emergencia por inundaciones en el Departamento de Ñeembucú ha llevado al Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa), a movilizar unas 45.000 cabezas de vacuno. De esta manera también flexibiliza sus controles de época de vacunación ante los inconvenientes creados por las excesivas precipitaciones.

El titular de la institución, Hugo Idoyaga, afirmó que este tipo de trabajos lo realizan desde antes de la alerta general en el sur del país, más específicamente desde el mes de abril, cuando posterior a la Semana Santa, comenzaron las fuertes lluvias importantes en esta zona del país.

Luego de una reunión con referentes políticos de la zona, como el diputado por el departamento de Ñeembucú, Pedro Alliana, se lograron flexibilizar los controles que se realizaban sobre la vacunación y posteriormente, en el mes de mayo cuando recrudecieron las tormentas, comenzaron a mover las cabezas de ganado que contabilizaron unas 45.000.

Esta cantidad representa al 90% del ganado comercial y unas 8.000 cabezas son oriundas de las zonas de emergencia. Desde Senacsa confirmaron que el ganado trasladado es originario de Ñeembucú.

Sobre la flexibilización de controles en el traslado, dijeron que para este proceso existen normativas muy estrictas ya que para tal movilización deben ser vacunados los animales. Sin embargo, ante la inclemencia climática y las inundaciones, las vacunaciones han sido pospuestas hasta que se normalice la situación. El trabajo no se dejará de hacer y para los pequeños productores se buscarán las alternativas para el menor costo posible, expresó Idoyaga.

Recordó que tampoco habrá motivos para multas a los ganaderos de estas zonas que no hayan vacunado a sus animales debido a la urgencia de la situación.

Tal vez te interese...

¿Que opinas?