Estas aquí =>

Viejo anhelo de Minga Guazú y Hernandarias, tras décadas, empieza a cumplirse

Actualmente las comunidades de Minga Guazú y Hernandarias, se encuentran aliviados por el inicio de obra del puente sobre el río Acaray que permitirá un ahorro de tiempo, ya que será una conexión directa desde la supercarretera Mariscal López, del lado norte de Alto Paraná, con la ruta 7 Gaspar Rodríguez de Francia, sin tener que pasar por Ciudad del Este, facilitando así el traslado de productos agrícolas. Los trabajos demandarán inversión de G. 12.000 millones.

Se trata de una obra encargada por el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) y las tareas tienen un plazo de ejecución de 12 meses. Las obras se iniciaron en diciembre pasado.

De acuerdo con el proyecto, tendrá 150 metros y la estructura será de hormigón armado. Las tareas se encuentran a cargo del consorcio Saceen-Grinor.

Está ubicado a 6,5 kilómetros de la ruta 7, a la altura del kilómetro 16, en el distrito de Minga Guazú, y desde el lado de Hernandarias, a 5 kilómetros del casco urbano. El asfaltado de la vía que conduce al puente en ambas márgenes será financiado por el MOPC y la Itaipú Binacional.

La unión física de los municipios afectados al proyecto beneficiará principalmente a los pequeños productores de los alrededores, pues agilizará el transporte de la producción. El sector agroexportador también celebra la concreción del proyecto.

Desde el aspecto vial, también se beneficia Ciudad del Este, que se verá descongestionada de los vehículos y camiones que van de Hernandarias con destino al oeste del departamento por la ruta 7, y viceversa.

Tal vez te interese...

¿Que opinas?